Audemars Piguet Royal Oak Concept – Laptimer Michael Schumacher

El Concept Laptimer Michael Schumacher que nos presenta Audemars Piguet es un reloj realmente excepcional. Presenta una complicación innovadora y rinde homenaje a un deportista igualmente excepcional

\\ WT REF 26609 Se lee en 7' 14''
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Después del Royal Oak Offshore Chronograph Michael Schumacher lanzado en el año 2010, Audemars Piguet nos presenta el segundo reloj realizado en colaboración con el legendario piloto automovilístico; el Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher. Este nuevo reloj comparte con el anterior el hecho de pertenecer a la familia Royal Oak y el incorporar la complicación de cronógrafo, pero añade dos factores que lo hacen realmente especial: el pertenecer a la exclusiva gama Concept y el incorporar una complicación totalmente innovadora como es el Laptimer.

Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher – El Concepto

En 2010, pensando en la competición automovilística, Michael Schumacher, sugirió a Aduerma Piguet la creación de un cronógrafo que fuera capaz de cronometrar los tiempos de varias vueltas consecutivas a un circuito. Aduermas aceptó el reto y después de cuatro años ha dado como fruto este innovador Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher, que además de esta función «Laptimer» le añade la complicación de flyback al cronógrafo.

Audemars Piguet Royal Oak Concept Schumacher portrait

Muchos pensaréis y con razón, que lo expuesto suena mucho a un cronógrafo rattrapante, ya que el nuevo Laptimer comparte con esta prestigiosa complicación la implantación de dos agujas trotadoras independientes capaces de medir tiempos independientes, pero te nuevo Laptimer difiere en la forma de hacerlo.

Como aun no he tenido la oportunidad de tener este Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher en mano y probarlo, me referiré textualmente a la definición que nos proporciona Audemars Piguet del funcionamiento de la función/complicación Laptimer:

Audemars Piguet Royal Oak Concept SchumacherAl activar el cronógrafo, ambas agujas avanzan paralelamente. El contador de vueltas detiene la primera aguja mientras la otra vuelve a cero para empezar una nueva medición instantáneamente. Mientras la vuelta más reciente se registra, la medición de la siguiente sigue su curso.
También se puede emplear la «vuelta de referencia», que se puede lanzar presionando el pulsador situado a la altura de las 2h. Esta operación permite reinicializar la aguja que está midiendo la vuelta. La otra aguja permanece en su lugar como punto de referencia.

Por tanto, según esta descripción, la diferencia entre el Rattrapante y el Laptimer consiste en que mientras que el primero puede detener una de las agujas trotadoras siguiendo la segunda su curso, el Laptimer realiza una puesta a cero instantánea y reinicialización  de la segunda aguja cuando detenemos la primera.

Al igual que un cronógrafo convencional, el pulsador empleado para poner en marcha el cronógrafo, ubicado en la zona superior de la zona derecha de la carrura de la caja, se emplea también para detenerlo. El pulsador situado en la zona inferior permite poner en cero la aguja del cronometraje. El pulsador «laptimer» que detiene una aguja y pone a cero y reiniciar la marcha de la segunda, se ubica centrado a la izquierda de la carrura.

Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher – La Caja

El Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher es evidentemente un reloj avanzado y en consecuencia Audemars Piguet ha elegido para vestirlo la caja de la gama Concept, la más vanguardista de su catálogo. Esta elección le otorga además una exclusividad muy elevada ya que esta es tan solo la 5ª edición de un Audemars Piguet Concept, que además y acertadamente, Audemars Piguet no la ha explotado como sí ha hecho con el Royal Oak Offshore. La primera edición de un Concept se lanzó en 2002 bajo el nombre de Royal Oak Concept. Para la segunda edición tuvimos que esperar al 2008, con el Royal Oak Carbon Concept Tourbillon Cronógrafo. La tercera edición fue el Royal Oak Concept GMT Tourbillon del 2011. El último Royal Oak Concept, el Acoustic Research, del que Xavi ya os habló en el artículo correspondiente, es muy reciente ya que Audemars lo presento en el salón SIHH celebrado en febrero de este mismo año.

Audemars Piguet Royal Oak Concept Schumacher caja

Lo que evidentemente se mantiene es el  bisel octogonal con tornillos hexagonales, clave y ADN del diseño que Gerald Genta creo en 1970 y que se ha mantenido hasta hoy en día en todos los relojes Audemars Piguet con el nombre de Royal Oak.

Una muestra adicional de la importancia que Audemars Piguet otorga a este Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher, es que ha elegido el carbono forjado para la carrura de su caja, su material más técnico el cual, además de manufacturarlo internamente, es pionero en su utilización en relojes. Para su icónico bisel se utiliza el titanio y para algunos elementos menores, como la corona y los pulsadores recurre a una combinación de cerámica y oro rosa.

Audemars Piguet Royal Oak Concept Schumacher fondo

El fondo de la caja también está realizado en titanio y en ella, al igual que en el pulsador «Laptimer» encontramos  grabada la firma MS de Michael Schumacher. Como es obligado en un movimiento de tal belleza arquitectónica, Audemars Piguet emplea el cristal de zafiro para que podamos admirarlo convenientemente.

El diámetro es de 44 milímetros, unas dimensiones considerables pero acertadas y contenidas si lo comparamos con otros relojes de estética vanguardista. De su grosor, Audemars Piguet no nos da ninguna cifra, pero a la vista de las imágenes es evidente que no estamos precisamente ante un reloj de perfil delgado.

Audemars Piguet Royal Oak Concept Schumacher perfil

El único aspecto criticable, que no tiene relación con aspectos estéticos, es su modesta hermeticidad de 5 bares, más propia de un reloj de corte clásico y perfil delgado que de un reloj robusto y con carácter de instrumento. Pero tampoco es algo que sorprenderá a los conocedores de Audemars Piguet, ya que la rácana hermeticidad es algo común a la mayoría de sus relojes deportivos o polivalentes.

Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher – La Esfera

Audemars Piguet Royal Oak Concept Schumacher esfera

La estética de la esfera del Concept Laptimer encaja a la perfección con el carácter vanguardista del conjunto del reloj, pero ello comporta también ciertos peajes a pagar.

El mayor peaje lo encontramos en el índice perimetral, que si bien está correctamente diseñado para medir los tiempos cortos de un cronógrafo, ignora totalmente las indicaciones horarias. Si observáis la imagen d ella izquierda, veréis que como casi siempre, el reloj se supone que indica las 10:10. Digo se supone porque si nos atendiéramos únicamente a los indices sería imposible de determinarlo con precisión. ¿tanto cuesta implantar un índice horario más grueso o largo para que el propietario de este reloj no tenga que imaginar la hora que indica los minutos que indica su envidiable pieza de colección?… ¿Comprometería ello su estética?… yo creo que no, pero como dice el dicho, «doctores tiene la iglesia»

En la zona derecha de la esfera encontramos el contador de 30 minutos del cronógrafo, que en mi opinión es excesivamente pequeño para permitir una fácil lectura, especialmente si el poseedor del reloj, como es predecible, ya cuenta con una cierta edad. Tampoco observo diferencia estética alguna entre las dos agujas centrales trotadoras que permita distinguirlas, pero esto es algo perdonable ya que cuando no se sobrepone es evidente distinguirlas ya que una está detenida y la otra sigue con su curso de medición.

Audemars Piguet nos dice que, paralelamente al contador de minutos, en la zona izquierda de la esfera se encuentra un pequeño segundero. Tal como yo entiendo esta indicación, no lo veo por ninguna parte, aunque deduzco que se debe tratar de esa especie de aguja corta en forma de espada, que supongo debe girar continuamente sobre un índice imaginario, con lo cual, más que un segundero es un indicador de que el reloj tiene energía suficiente para funcionar.

Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher – El Movimiento

Todo de lo que hemos hablado hasta ahora es el envoltorio de la clave de este Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher, su movimiento, el nuevo calibre de carga manual 2923, desarrollado en exclusiva para este reloj. Su fascinante estética, totalmente realizada en tono negro, concuerda perfectamente con la estética general de este Concept Laptimer, pero lo realmente trascendente son sus innovaciones técnicas.

Audemars Piguet Royal Oak Concept Schumacher calibre

Su frecuencia de oscilación, de 28.800 alternancias por hora es bastante convencional. Las 80 horas de reserva de marcha ya se apartan positivamente de la norma, y más si tenemos en cuenta la energía que consumen sus especiales funciones de cronógrafo. Su diámetro también excede lo convencional ya que mide 15¼ líneas (34,6 milímetros) lo que nos indica que en principio ha sido creado exclusivamente para este reloj y que difícilmente se podría implantar en uno de dimensiones más reducidas.

Pero lo realmente excepcional es su mecanismo de cronógrafo, en especial el que concierne a la complicación «laptimer», que requiere por si solo dos ruedas de pilares a las que hay que sumar la tercera que concierne a la función de cronógrafo convencional. Puede que me equivoque, pero no recuerdo otro reloj cronógrafo que cuente con tres ruedas de pilares en su movimiento.

Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher – Conclusión

Como no se trata de un reloj que hay podido observar en vivo ni tenerlo en mano, no puedo ni debo extraer conclusiones categóricas ni definitivas, y por ello este artículo no entra en la categoría de nuestros habituales Test. A pesar de ello, si se pueden plasmar algunas opiniones objetivas basadas en los datos e imágenes de los que disponemos.

La primera es que el Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher, en su conjunto, es un reloj realmente excepcional y que por ello probablemente se convertirá en una pieza de coleccionista que verá incrementarse su valor con el tiempo. La segunda es que Audemars Piguet ha sido capaz de innovar con una nueva complicación relojera, el Laptimer, algo que después de más de 5 siglos de historia de relojes mecánicos es algo realmente excepcional. La tercera conclusión es que lamentablemente, en su esfera, la forma ha dictado la función, comprometiendo la legibilidad de sus indicaciones.

La cuarta conclusión, que nada tiene que ver con aspectos estéticos o técnicos, es lo mucho de elogiar que Audemars Piguet presente este maravilla relojera con el nombre de una leyenda del automovilismo deportivo, Michael Schumacher, que lamentablemente, como todos conocemos, se encuentra en una fase vital crítica. Ello, junto con las limitación de 221 ejemplares que se producirán de este reloj, en honor a las 221 carreras en las que ha puntuado «Schumi» en Formula 1, es con lo que debemos quedarnos.

\\ WT REF 26609
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp
, el autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

1 comentario

    Dejar una Respuesta