Que Breitling ligue toda su comunicación y marketing con la temática aeronáutica es algo que ya hemos comentado en numerosos artículos sobre la firma de Grenchen. Tiene toda su lógica ya que ninguna otra marca de relojería tiene una historia y un presente tan ligado con la aviación, ya sea amateur o profesional. Entonces, os preguntaréis ¿Que pinta John Travolta en todo esto?. Pues es plenamente coherente, ya que Travolta tiene una vertiente desconocida por el gran público que es su pasión a la aviación, además de ser un piloto experimentado.

La relación entre John Travolta y Breitling se inició hace ya más de 10 años y ahora se reúnen de nuevo para protagonizar la nueva campaña publicitaria de Breitling. A ella se suma un aparato realmente excepcional, el legendario avión-cohete “North American X-15”, cedido con carácter excepcional para esta campaña por el Air Force Flight Test Museum de la base de Edwards en California.

Breitling y Travolta Ad

La firma aeronáutica North American recibió el encargo para el desarrollo de la la estructura del X-15 en noviembre de 1955 y Reaction Motors fue contratada en 1956 para producir sus motores. Durante los años 60, los tres únicos X-15 que se fabricaron, realizaron un total de 199 vuelos, en los que este superavión batió toda clase de récords de forma, nunca mejor dicho, estratosférica. Entre ellos se cuenta el de altitud, con 107.960 metros y el de velocidad con nada menos que 6,7 Mach, lo que equivale a 7.274 kilómetros por hora.

Además del que se exhibe en el Air Force Flight Test Museum, un segundo X-15 se encuentra en Museo Nacional de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos en la base aérea de Wright-Patterson (Ohio). El tercer X-15 quedó destruido en un accidente sufrido el 15 de noviembre de 1967.

En suma, una campaña de Breitling realmente coherente con su ADN y espectacular por sus dos protagonistas: John Travolta y el X-15. dada su locura por la aviación, imagino al sufrimiento de Travolta durante el rodaje al tener tan cerca un aparato de leyenda que nunca podrá pilotar, ni tan siquiera como copiloto.

 

Sobre el Autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

Dejar una Respuesta

¿Te apasionan los relojes?

¿Te apasionan los relojes?

A nosotros también. Mucho, mucho. Por eso queremos ofrecerte gratuitamente e-books, una newsletter semanal y acceso a contenido exclusivo. ¿Te parece interesante?

¡Genial! Ahora, revisa tu email.