Las novedades de Bulgari en Baselworld 2017 no han defraudado a nadie. Es más, a mí particularmente me han impresionado, tanto por calidad como por cantidad. Al igual que le ocurre a Cartier y a Piaget, pero aun en mayor medida, el problema relojero de Bulgari es que la percepción general del publico poco introducido es que se trata de una gran firma de joyería que además, de forma accesoria, vende relojes. Como con las dos marcas citadas, esta apreciación es totalmente errónea. No es un error considerarla una de las firmas faro de la más Alta Joyería, pero sí es un grave error considerar sus relojes como algo accesorio.

Una prueba más de toda esta cábala es lo que nos ha presentado Bulgari en Baselworld 2017. Los relojes masculinos se centran en la colección Octo y dentro de ella Bulgari ha batido de nuevo un record de delgadez con el impresionante Octo Finissimo Automatic. Pero realmente no se si me ha impresionado más este reloj de record o el espectacular Octo Tourbillon Sapphire. En cuanto a los relojes femeninos, las novedades, que tampoco decepcionarán a sus clientas, se reparten entre prácticamente todas sus colecciones; Bulgari Lady, Lvcea y Serpenti.

 

Octo Finissimo Automatic

Lo hizo con el Octo Finissimo Tourbillon en el 2014, lo repitió con el Octo Finissimo Repetición de Minutos en el 2016 y Bulgari reincide; con el nuevo Octo Finissimo Automatic bate el record mundial de delgadez en su categoría: la de los relojes de carga automática. Estamos hablando de unos irrisorios 5,15 milímetros de grosor, y he elegido bien el calificativo porque el tener en mano este reloj produce una reacción inmediata de sonrisa y en muchos casos de risa irreprimible, no porque resulte ridículo ni nada parecido, sino porque es el efecto que nos suele producir el ver en primera persona algo que se escapa de la realidad.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Finissimo Automatic

Solo con imágenes ni remotamente se puede apreciar lo que significan estos 5,15 milímetros, pero aun menos se puede hacer uno la idea de su nuevamente irrisorio peso, porque cuando coges este Octo Finissimo Automatic parece flotar en la mano. No es descartable que a un profano en la materia relojera, tanta delgadez y ligereza le produzca la sensación de estar ante un reloj plástico “de baratillo”. Evidentemente se equivocará porque la reacción de cualquier persona mínimamente introducida será de asombro y de inmediato enamoramiento.

Parte de la “culpa” de la levedad de este Octo Finissimo Automatic la tiene su caja de 40 milímetros de diámetro, que está realizada en titanio, un metal con la misma dureza que el acero y con la mitad de su peso. Como ya es norma en los Finissimo, el acabado es arenado, lo que contribuye a su particular efecto estético. Su hermeticidad es de 30 bares, una cifra que puede parecer escasa pero que está inevitablemente relacionada con su finura, ya que uno de los condicionantes directos del nivel de estanqueidad es el grosor del cristal y por motivos evidentes, en un reloj ultra-plano, este elemento también tiene que ser lo más delgado posible.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Finissimo Automatic, Calibre BVL 138

Además de todos los elementos externos, el determinante principal de un reloj ultra-plano es que el movimiento que alberga en su interior cumpla la misma condición, lo que hace con creces el calibre BVL 138 que equipa el Octo Finissimo Automatic, cuyo grosor es de tan solo 2,23 milímetros y que con ello también ostenta el record del movimiento automático más delgado del mundo.

Para obtener esta escandalosa cifra en un movimiento automático, obligatoriamente hay que recurrir a un micro-rotor, ya que esta arquitectura, al integrarse en el mismo plano que los puentes, no añade grosor al movimiento. El problema con este tipo de masa oscilante es que su reducido tamaño provoca que sea menos eficiente cargando el muelle motor, algo que soluciona Bulgari incrementando su masa al utilizar el platino para realizarlo. Su frecuencia de oscilación es de 21.600 alternancias por hora y su reserva de marcha de unas notables 60 horas.

 

Octo Finissimo Tourbillon Skeleton

Seguimos con los Octo Finissimo, esta vez con una configuración esqueleto. Se trata del mismo Tourbillon que batió el record de delgadez en el 2014, al que ahora Bulgari ha aplicado un esqueletizado en su movimiento, lo que da como resultado el Calibre BVL 268. Como podemos observar en la siguiente imagen, esta arquitectura permite observar el particular sistema de rodamientos que se aplica a la caja del tourbillon, una configuración que tiene como objeto reducir las fricciones durante su rotación y en consecuencia incrementar su eficiencia.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Finissimo Tourbillon Skeleton

El Calibre BVL 268, de carga manual, está formado por 253 componentes, su frecuencia de oscilación es de 21,600 alternancias por hora y su reserva de marcha de 62 horas. Su grosor es de unos ridículos 1.95mm.

Los elementos externos de este Octo Finissimo Tourbillon son estructuralmente idénticos que en el Finissimo Automatic, pero con una gran diferencia que es la utilización del platino en su caja, con lo que su peso, aun siendo ligero para un reloj con caja realizada en este metal precioso, se incrementa notablemente. La hermeticidad también es la misma, de 3 bares.

 

Octo Tourbillon Sapphire

Si los Octo Finissimo que nos ha presentado Bulgari en Baselworld 2017 son impresionantes, comparten protagonismo con el nuevo Octo Tourbillon Sapphire, un reloj que renuncia a records de delgadez, pero que nos ofrece una estructura decididamente vanguardista, tanto desde el punto de vista estético como del técnico. El resultado es realmente impresionante y es de los pocos relojes de vanguardia que además de admirarlo disfrutaría ciñéndolo a mi muñeca.

Se trata de un reloj con una caja de 44 milímetros de diámetro, que conjunta una carrura transparente realizada en cristal de zafiro y un bisel de titanio con tratamiento DLC negro. La transparencia de la carrura le otorga su carácter diferencial y vanguardista, mientras que el bisel suaviza este efecto evitando estridencias estéticas. El resultado es una rara combinación de diseño futurista y funcionalidad.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Tourbillon Sapphire

Por su denominación de “Tourbillon Sapphire”, está claro que Bulgari otorga todo el protagonismo de este reloj a su complicación principal y al hecho de que parte de su caja esté realizada en cristal de zafiro. Yo le hubiera dado otro nombre ya que en mi opinión lo más espectacular de este Octo es su movimiento y la ausencia de esfera en el sentido tradicional. De hecho sería acertado calificarlo de reloj esqueleto ya que difícilmente encontraremos otro reloj con esta complicación que permita más visibilidad de los componentes de su mecanismo.

Lo realmente extraordinario es el tipo de esqueletizado de su calibre BVL 206, que se aparta de lo convencional y no lo hace simplemente para diferenciarse, que lo consigue, sino para mejorar en todos los sentidos el concepto clásico de reloj esqueleto. Habitualmente, la complicación de esqueleto consiste en partir de un movimiento ya existente y reducir la superficie de los puentes que sostienen sus componentes al máximo, eliminando evidentemente la clásica esfera para permitir su visibilidad. Este método casi siempre conlleva una precisión de la legibilidad muy reducida, en algunos casos inexistente, prescindiendo de la funcionalidad y convirtiendo el reloj en una mera, aunque meritoria, demostración de poderío técnico. Un ejemplo de este método lo encontramos en este mismo artículo, en el anterior Octo Finissimo Tourbillon Skeleton. Si las agujas estuvieran en una posición distinta de la típica de las 10:10, ¿Alguien sería capaz de leer las horas y los minutos? Imposible, carece de índices.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Tourbillon Sapphire Calibre BVL 206

Bulgari parte de cero y crea un concepto realmente fascinante. Toda el sistema de sujeción del movimiento se basa en una estructura que consiste en dos aros, uno externo invisible una vez montado en la caja, que se une a otro de pequeño diámetro ubicado en el centro mediante uno finos puentes rectangulares, todo ello con un recubrimiento DLC negro. La genialidad consiste en que dichos puentes realizan las funciones de índices horarios, cuya visibilidad se eleva al máximo implantando en ellos unas barras luminiscentes ITR2, un compuesto de partículas de nanotubos de carbono, cuyo color verde contrasta espectacularmente con el color negro que preside toda la estructura.

Este calibre BVL 206, con un diámetro de 34mm y 5 de grosor, incorpora un regulador tourbillon volante, oscila a una frecuencia de 21.600 alternancias por hora y ofrece una reserva de marcha de 64 horas.

 

Octo Roma

Dejamos los ultrafinos y la vanguardia pero seguimos en la colección Octo, a la esencia de dicha colección con el Roma, el más abordable y por tanto la variante más popular de esta emblemático reloj. Las novedades que nos presenta Bulgari en Baselworld 2017 del Octo Roma son de carácter absoluto ya que ha rediseñado totalmente el reloj, pero sin perder la esencia de su estética inicial que ya forma parte de su ADN.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Roma steel

Es difícil de apreciar con imágenes, pero al tenerlo en la mano podemos observar el minucioso trabajo escultórico que Bulgari ha realizado en este Octo Roma. Baste decir que su geometría comprende nada menos que 110 caras para darse cuenta del complejo trabajo de diseño que ha realizado Bulgari en el Roma.

La caja de este Octo Roma mide 41 milímetros de diámetro, un tamaño que entra dentro de los márgenes idóneos para un reloj con vocación de versatilidad.

Además del “restiling” que Bulgari ha realizado sobre el Octo Roma, es ed destacar la amplísima oferta de variantes que ofrece desde un inicio. Así, podremos elegir entre caja de acero, de oro rosa o una tercera que combina ambos metales. La esfera también ofrece tres posibilidades; negra, blanca o marrón, mientras que en lo referente a la pulsera tenemos el aligator negro, el marrón, o la opción idónea si lo queremos vestir en cualquier ocasión, que es el brazalete metálico.

En cuanto al mecanismo, Bulgari recurre para este Octo Roma al calibre BVL 191. Se trata de un movimiento de carga automática con indicación por agujas centrales de horas minutos y segundos a lo que añade la indicación de la fecha por ventanilla ubicada a las 3 horas. La frecuencia de oscilación es de 28.800 alternancias por hora y su reserva de marcha de 42 horas.

 

Octo Ultranero

Finalizamos las novedades concernentes al emblemático Octo con la versión más deportiva y radical desde el punto de vista estético; el Ultranero que ya nos presento en la feria de Baselworld del 2016. Su nombre deja poco a la imaginación, ya que efectivamente basa su personalidad en la utilización del color negro para la práctica totalidad de sus elementos visibles.

Bulgari en Baselworld 2017 - Octo Ultranero

Bulgari nos ofrece ahora dos nuevas posibilidades de elección para este Octo Ultranero. La primera lleva su negra personalidad al límite ya que utiliza este color en todos sus componentes externos, aplicándolo incluso a los índices y las agujas. La segunda versión no es tan radical con el negro pero aun resulta más impactante ya que utiliza el rojo para índices horarios y agujas, creando un fuerte contraste que no dejará indiferente a nadie.

Aunque sin llegar a la versatilidad estética del Octo con caja de acero, la versión más adaptable de estos dos nuevos Ultranero es la primera, quedando principalmente la segunda para personas que cuenten con diversos relojes en su haber y que busquen uno de estética radical para ocasiones puntuales.

La caja del Ultranero conserva las mismas dimensiones, de 41mm, que el Octo de base y está realizada en acero, recurriendo a un tratamiento DLC para obtener el color negro deseado. La correa es de caucho, evidentemente negra, y al igual que la caja, su cierre está realizado en acero con tratamiento PVD. El movimiento que encierra es el mismo calibre BVL 121 que equipan los Octo convencionales.

 

Bulgari Bulgari Lady

Aunque la apuesta de Bulgari por los relojes masculinos es decidida y creciente, no por ello olvida los destinados al público femenino, que siguen siendo la base más desarrollada de su catálogo y, como no podía ser de otro modo, también hemos visto numerosas e interesantes novedades en este segmento. La primera de ellas afecta al icónico BULGARI BULGARI, que desde que fue presentado en 1977 se distingue fácilmente por la reproducción en su bisel de estos dos términos.

Bulgari en Baselworld 2017 - Bulgari Lady

Este restiling se presenta en tres tamaños de caja; de 26, 33 y 37 milímetros de diámetro, en los que llama la atención sus coloridas correas, en tonalidades que se inspiran en las piedras preciosas que forman parte del ADN de la joyería de Bulgari. Un sistema de cambio rápido permite intercambiarlas con facilidad, lo que permite a su propietaria adaptar su estética a cada circunstancia.

Las posibilidades de material de caja también son extensas, pudiendo elegirse el oro rosa, el acero, el acero con bisel de oro rosa y una versión con el bisel engastado de diamantes talla brillante. La esfera está realizada en el siempre atractivo nácar, sobre el que destacan los índices horarios también engastados con brillantes. Las dos versiones de mayor tamaño están equipadas con un movimiento mecánico de carga automática y la versión más pequeña, de 26 mm de diámetro, recurre a un movimiento de cuarzo.

 

Bulgari LVCEA

Subiendo varios peldaños desde el punto de vista del pedigrí relojero Bulgari también nos presenta dos atractivas novedad es dentro de su colección LVCECA. La primera de ellas, el LVCEA Moon Phases, aporta la complicación de fases lunares, la indicación más utilizada actualmente en relojes femeninos. 

Lo que diferencia este LVCEA de la mayoría de relojes con la complicación de fases lunares es el gran tamaño de esta indicación, mucho mayor de lo habitual y su ubicación en la parte superior de la esfera equilibrándose con el logotipo de Bulgari ubicado en la zona inferior, una distribución inversa a la que encontramos en la práctica totalidad de relojes.

Bulgari en Baselworld 2017 - Lvcea Moonphase

Bulgari ofrece el LVCEA en tres configuraciones de caja; oro rosa, este metal precioso combinado con acero y oro blanco con engaste de diamantes talla brillante en el bisel. Las esferas de ambas variantes recurren al siempre elegante y femenino nácar. El movimiento que equipan todas las versiones es el calibre de carga automática BVL 210, que ofrece una reserva de marcha de 42 horas.


El LVCEA Tourbillon, la segunda novedad dentro de la colección LVCEA eleva su complejidad mecánica a lo más alto equipando un volante Tourbillon, esta vez ubicado y visible en la habitual posición de las 6 horas. Aunque mecánicamente es indiscutible el protagonismo del tourbillon, estéticamente lo que nos llama poderosamente la atención es la esfera, que nos ofrece un contraste realmente espectacular entre su fondo, la jaula del tourbillon y los índices horarios aplicados en oro y engastados con un diamante talla brillante.

Bulgari en Baselworld 2017 - Lvcea Tourbillon

En este LVCEA nuevamente Bulgari nos ofrece dos opciones que afectan al material empleado para la base de la esfera. La que vemos en la imagen está realizada con jade y su característico color verde intenso que contrasta favorablemente con su caja de oro rosa. La segunda opción es una esfera de tonalidad púrpura realizada en corazón de rubí, esta vez combinada con una caja realizada en oro blanco. Ambas versiones cuentan con un profuso engaste de 46 brillantes en su bisel, decoración que se repite en el asa horizontal que sujeta la correa.

En ambas versiones se recurre al calibre BVL 263, un movimiento de carga automática que oscila a 21.600 alternancias por hora y que ofrece una impresionante reserva de marcha de 64 horas.

 

Bulgari Serpenti

Finalmente llegamos al más desenfadado y original de los relojes femeninos de Bulgari, el Serpeti. Este reloj se caracteriza por su caja que emula la forma de una cabeza de serpiente y por una correa que da dos vueltas en la muñeca, emulando el cuerpo de dicho animal.

La novedad en este caso se trata de un nuevo concepto de personalización. Mediante una aplicación creada a tal fin, Bulgari ofrece al comprador la oportunidad de diseñar por si mismo la combinación de material de caja, con o sin engastado de brillantes, de esfera y de correa que satisfaga sus gustos personales. La combinación de estos tres elementos nos da un total de 312 variantes posibles. Con ello, Bulgari logra ofrecer un reloj relativamente asequible con un grado de exclusividad hasta ahora reservado a las grandes piezas. También se ofrece la posibilidad de personalizar el reloj con un grabado en el fondo de su caja.

Bulgari en Baselworld 2017 - Bulgari Serpenti

El Bulgari Serpenti también incorpora un sistema de cambio rápido de correa para que su propietaria pueda alternar sin dificultad la textura o el color más adecuado para cada ocasión.

La caja, de geometría curva, mide 27 milímetros y ofrece una hermeticidad de 5 bares, más que suficiente para un uso diario, pero no apto para actividades acuáticas, para las que evidentemente no está destinado este elegante y original reloj. En busca de la máxima funcionalidad, Bulgari equipa al Serpenti con un movimiento de cuarzo, el calibre B033.

Sobre el Autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

2 comentarios

  1. Gràcies Sr. Enric.
    Molt ilustratiu,.
    Seguiré les seves informacions, que daran augmentar la
    Meva afició a aquest mon.

Dejar una Respuesta

¿Te apasionan los relojes?

¿Te apasionan los relojes?

A nosotros también. Mucho, mucho. Por eso queremos ofrecerte gratuitamente e-books, una newsletter semanal y acceso a contenido exclusivo. ¿Te parece interesante?

¡Genial! Ahora, revisa tu email.