En la pasada edición de BaselWorld 2011, la manufactura germana Glashütte Original hizo presentación del nuevo modelo que aumenta su colección Senator Navigator, el WorldView. La saga de los Navigator contaba ya con los modelos Automatic, Panorama Date, Chronograph y Perpetual Calendar, es decir, abarcaba desde el simple modelo automático a la complicación del calendario perpetuo pasando por la característica fecha panorámica de Glashütte y por el cronógrafo.

Los rasgos característicos y comunes de los modelos de esta serie son aquellos que evocan los tiempos en los que volar no era, ni por asomo, una trivialidad y los relojes formaban parte indispensable de la instrumentación de a bordo. Precisión y facilidad de lectura eran, quizás, las dos características más apreciadas.

En mi opinión y teniendo en cuenta que estamos hablando de calibres manufactura, Glashütte es una de las marcas que merece mi consideración debido al equilibrio que han alcanzado entre la calidad de sus productos y sus precios. Sin ir más lejos, el Senator Navigator Perpetual Calendar presenta un precio de venta recomendado entre los 15.000 € y los 16.000 €, a mucha distancia de los precios que presentan otras marcas ya sean o no manufactura por la misma complicación.

La novedad de este año incorpora al abanico de posibilidades de esta gama la función de horas mundiales a través de un anillo ajustable que permite que el usuario determine la hora en diferentes usos (o zonas) horarios.

Adicionalmente a esta novedad, el WorldView incorpora la función de gran fecha o fecha panorámica en la posición de las 6 en el dial. Al respecto de esta posición me permito felicitar a los diseñadores de la marca puesto que hace que el equilibrio en el dial sea perfecto al compensar la ubicación del logo a las 12. En primer lugar facilita su lectura y, en segundo lugar y no menos importante, no sucede lo que en el modelo Panorama Date en el que el índice de las 4 se veía recortado por la ventana de la fecha.

Detalles a mencionar para destacar la calidad de estos relojes hay muchos, pero ya que estamos con la fecha panorámica, observad en las fotos como los dos discos que se utilizan para mostrar la fecha quedan ambos al mismo nivel en el dial. ¿Fácil de implementar?. Observad otras manufacturas que incorporan esta complicación con precios más elevados y sacad vuestras propias conclusiones.

Si hablamos de la caja ésta tiene unas dimensiones de unos adecuados 44 mm para el tipo de reloj del que se trata y un grosor contenido de 13,9 mm. El cristal es de zafiro antireflectante tanto en la frontal como en la trasera, lo que nos permitirá disfrutar del calibre (o movimiento) 39-47 que monta este modelo.

Para los curiosos de las características de los calibres comentar que los dígitos 39 del calibre de Glashütte definen el calibre de base, en este caso un movimiento mecánico automático con funciones de horas, minutos, segundos y parada de segundos (función de extrema importancia a mi entender para los amantes de la precisión en el momento de sincronizar o poner a hora el reloj), con reserva de marcha de 40 horas y que late a 28.800 alternancias por hora. Los dígitos 47 indican la variación sobre el calibre de base, en este caso, la fecha panorámica.

Y para acabar, el precio, que ronda unos más que contenidos 7.850 € si tenemos en cuenta la calidad, prestaciones, funciones y pedigree de la marca.

Sobre el Autor

Ingeniero Técnico Industrial, de formación electrónica con pasión por la micro-mecánica. Co-fundador y editor de Watch-Test. En mi trabajo y en la vida tengo una máxima: Las cosas hay que explicarlas de manera que se entiendan. De lo contrario, el esfuerzo es en vano.

1 comentario

    Dejar una Respuesta

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.