SIHH 2012 – Greubel Forsey Quadruple Tourbillon Secret

\\ WT REF 296 Se lee en 3' 44''
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Hablar de Greubel Forsey es hacerlo del tourbillon. Se trata de la única manufactura cuya totalidad de creaciones, invenciones según su terminología, utilizan esta complicación. En su catálogo encontramos cuatro modelos: el tourbillon inclinado 24 segundos, el doble tourbillon, el cuádruple tourbillon y el reciente tourbillon GMT. Una de las novedades que ha presentado Greubel Forsey en este SIHH 2012 es el Quadruple Tourbillon Secret, una variación estética y conceptual de su pieza más compleja.

Hace 30 años, el tourbillon, que junto con la repetición de minutos son dos de las mayores complicaciones existentes para un reloj mecánico, era materia reservada de las históricas y grandes manufacturas. Coincidiendo con el reciente gran auge de la Alta Relojería, el tourbillon se ha “democratizado” y prácticamente no existe marca relojera que no incorpore uno o más de ellos en su catálogo. Gran parte de la culpa de este curioso fenómeno la tiene Christophe Claret, maestro relojero que un día decidió crear su propia empresa dedicada a crear tourbillones “a medida” para las marcas del sector. Así, la gran mayoría de relojes con tourbillon provienen de Claret, con lo que de hecho, las marcas que manufacturan su propio tourbillon prácticamente siguen siendo las mismas que antes, a las que se han unido algunas nuevas firmas como son F.P. Journe o Greubel Forsey.

Los tourbillones de Greubel Forsey persiguen una sola meta, que es la misma que sus ancestros de bolsillo: incrementar en lo posible la precisión de un reloj mecánico de pulsera. Ya hemos comentado en diversas ocasiones que el tourbillon convencional tiene poco sentido (aparte del estético) y funcionalidad en un reloj de pulsera. De ahí que los tourbillon que crea Greubel Forsey tengan muy poco de convencional. El más “sencillo», el 24 Secondes, implementa el tourbillon inclinado y con una gran velocidad de rotación. Luego pasamos al doble tourbillon y finalmente al cuádruple, que es el motivo de este artículo.

El primer cuádruple tourbillon de Greubel Forsey se presentó en el año 2007. En el 2008, Greubel presentó el Double Tourbillon Secret, que como su nombre indica “esconde” dicha complicación con su esfera y solo se muestra a través del fondo de la caja. Ahora, aplica ambos conceptos en este Quadruple Tourbillon Secret, que no es más (ni menos) que el presentado en 2007 con el tourbillon oculto. Por tanto, tanto el diseño de la caja como el mecanismo que en ella se alberga no sufren variación alguna. La única variación la encontramos lógicamente en la esfera. De todos modos, no está de más dar un pequeño repaso a las cualidades técnicas de esta excepcional pieza.

      • cuatro tourbillones inclinados 30 grados y agrupados de dos en dos
      • tourbillones externos: 1 rotación cada 4 minutos
      • tourbillones internos:  1 rotación por minuto
      • sistema de diferencial esférico que une las cuatro jaulas de tourbillon
      • calibre compuesto de 519 piezas
      • cuatro jaulas de tourbillon compuestas de 261 piezas
      • peso total de las cuatro jaulas: 2,35 gramos
      • dos barriletes de alta velocidad de rotación
      • volante de inercia variable
      • 21.600 alternancias por hora

      Paradójicamente, las indicaciones que proporciona tanta complejidad son de lo más simple: horas, minutos, segundos e indicador de reserva de marcha. Pero no olvidemos que la finalidad de este complejo mecanismo no es proporcionar muchas funciones, sino llevar al límite la precisión del reloj.

      La caja de este Quadruple Tourbillon sigue las mismas formas que la de su predecesor. Las imágenes de este artículo la describen mejor que las palabras ya que su diseño es realmente complejo. Básicamente se podría decir que es redonda, pero los salientes a la altura de las 2 y 8 horas, la alejan de cualquier diseño convencional. Otra de las características muy particulares, y que también mantiene del modelo “no secret” es el cristal de zafiro ubicado en su carrura, a la altura de uno de los tourbillones doble, que permite observarlo desde su ángulo lateral.

      La esfera es donde encontramos las única variaciones. Los dos conjuntos de tourbillones dejan de ser visibles y quedan ocultos bajo dos sub-esferas. En ellas, mediante una aguja, podemos leer el periodo de rotación en el que se encuentra cada uno de ellos. Dos escalas distintas nos indican la velocidad lenta de rotación de rotación, pero de forma distinta. La de mayor diámetro tiene índices para 240 segundos y la pequeña lo hace en forma de minutos. A la altura de las 2 horas, encontramos otra sub-esfera que alberga el segundero del tiempo y mediante un semicírculo externo la reserva de marcha, hasta un total de 50 horas.

      Dentro de la ínfima producción de Greuble Forsey, esta pieza es su máxima expresión. Solo estarán disponibles dos ediciones únicas de 8 piezas. Una presentada en caja de oro rojo 5N y la otra en platino.

      Este Quadruple Tourbillon comporta una impresionante batería de características, de las cuales os he realizado un breve resumen. Su descripción y explicación detallada podría llenar páginas, algo más propio de nuestros típicos test que de un artículo de presentación. Prometemos llevarlo a cabo en un futuro próximo.


      Watch-Test es una página web especializada en análisis y comparativas de relojes mecánicos de pulsera de alta gama y de lujo. Todos los artículos de Watch-Test son originales, independientes y exclusivos, escritos por editores referentes en el sector.

      \\ WT REF 296
      • facebook
      • Tweet
      • Linkedin
      • pinit
      • WhatsApp
      , el autor

      50 años de pasión heredada por la relojería. 15 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

      1 comentario

        Dejar una Respuesta