Cerramos con este los modelos incluidos en la serie Technology de la renovada Colección Ingenieur de la manufactura de Schafhaussen. Sin lugar a dudas, el que personalmente más me atrae a nivel estético por su extraordinaria contundencia y la perfecta combinación cromática conseguida entre el aluminuro de titanio y la cerámica utilizados en la caja, y la esfera que integra zonas opacas en negro y transparentes en zafiro.

El nombre de este reloj puede conducir, inicialmente, a cierta confusión, puesto que de él se deduce con facilidad que implementa la complicación de un calendario perpetuo digital pero lo que no refleja es la existencia de un cronógrafo con la función flyback incorporada. A priori y con la sola observación del dial quizás tampoco nos atreveríamos a vaticinar la existencia de un crono dada la peculiar indicación a la recurre IWC. Tan sólo podemos asegurar su presencia al observar los inconfundibles pulsadores a ambos lados de la corona, en la carrura de la caja.

A los aficionados a la marca, y a los lectores más observadores, la configuración del dial debe trasladarlos un año atrás en el tiempo. Y es que la misma disposición de indicaciones, aunque con ciertos matices, es la que mostraba una de las novedades de la nueva colección de relojes de aviador que IWC remodeló con motivo de la celebración del SIHH en 2012: el IWC Spitfire Calendario Perpetuo Digital Fecha-Mes del cual os hablé en este artículo. De hecho, y como comentaremos más adelante, el calibre 89802 albergado en el interior de este guardatiempos es una variación del 89800 que latía en el interior del Spitfire del año 2012.

La caja de este Ingenieur sigue la norma de la nueva Colección Ingenieur y se sitúa en un diámetro de 46 mm, en este caso quizás más justificado con el fin de dotar de un mayor tamaño a las indicaciones del dial y facilitar de este modo su legibilidad, con un espesor de 17 mm. La estanqueidad proporcionada por el conjunto es, al igual que en el resto de la colección, de 120 metros.

Es precisamente en el material de construcción de la caja donde IWC presenta, probablemente, la mayor novedad contenida en este guardatiempos. El material utilizado es el Aluminuro de Titanio (TiAl), presente en la construcción de válvulas y pistones en automovilismo dado que se trata de una aleación más resistente, y a la vez más ligera, que el titanio puro. Adicionalmente, su composición hace que sea extremadamente adecuado para su uso a temperaturas extremas como las que se dan en la cámara de combustión de los motores. Aunque el parámetro de temperaturas extremas no sea un condicionante primordial en la caja del reloj, resulta obvio que este componente sí se ve ampliamente beneficiado de la ligereza y la dureza. Obviamente, la dificultad de manufacturar la caja de un guardatiempos en TiAl radica en la compleja manipulación de este material.

El aluminuro de titanio presente en la caja de este Ingenieur se combina con la cerámica negra, óxido de circonio, empleada en la construcción de los pulsadores, corona, cabeza de los tornillos del bisel y protector de corona. En conjunto, un continente de alta tecnología que hace honor al nombre de esta serie de guardatiempos. Es una verdadera lástima que IWC haya sacrificado, de nuevo, la caja interior de hierro dulce en beneficio de un fondo visto.

Pasando a la zona del dial, veamos cuales son y donde se ubican cada una de las indicaciones ofrecidas. Horas y minutos se presentan en la habitual configuración central, mientras que la indicación de los segundos del movimiento base se alberga en forma de pequeño segundero en dial subsidiario a las 6.

Las indicaciones del calendario perpetuo se distribuyen del siguiente modo: gran fecha por doble ventanilla a la izquierda y a la altura de las diez, mes en modo numérico también por doble ventanilla esta vez, compensado la indicación anterior, a la derecha y a la altura de las dos. Ambas lecturas se albergan, a la vez, en la posición superior de dos subdiales de zafiro que permiten observar los juegos de discos responsables de estas indicaciones. Finalmente, la información del año bisiesto es proporcionada a través de una pequeña ventanilla, a las 6, ubicada en el interior del pequeño segundero cuyo fondo utiliza también el zafiro como material de construcción.

Por lo que respecta a la indicación del cronógrafo, IWC recurre a la implementación utilizada en los guardatiempos que albergan los calibre de la família 89800 como, por ejemplo, el comentado Spitfire del pasado año. Los contadores de horas y minutos se reúnen en un dial subsidiario a las 12 de manera que la lectura puede realizarse como si de un reloj convencional se tratara. La trotadora del crono, la aguja segundera, es del tipo central y comparte eje con las agujas de horas y minutos del movimiento base.

Es en la legibilidad de las indicaciones del cronógrafo, como ya sucedía en modelos anteriores de la manufactura con esta configuración, donde personalmente localizo el principal inconveniente de este nuevo Ingenieur. Y es que resulta obvio que cuando cualquiera de las agujas de horas y minutos, o ambas a la vez, ocupen una posición entre las 11 y la 1, obstaculizarán irremediablemente la lectura del contador a las 12. Adicionalmente, los índices perimetrales del dial principal, los que ayudan a la lectura de la trotadora central de los segundos del crono, se interrumpen en el espacio ocupado por los diales subsidiarios de fecha y mes. Personalmente, preferiría no poder visualizar los discos inferiores, que no aportan información alguna sino que constituyen un motivo totalmente estético, y poder leer correctamente la información de los segundos del crono. La funcionalidad, en este caso, se ve seriamente perjudicada en beneficio del diseño.

Como hemos avanzado anteriormente, el calibre que late en el interior de este guardatiempos es el de remonte automático 89802 con una frecuencia de oscilación del volante de 28.800 alternancias por hora (4 Hz) y una reserva de marcha de 68 horas (cerca de tres días). Las indicaciones y complicaciones que permite implementar este movimiento son las ya descritas cuando hemos hablado del dial de este Ingenieur. De manera adicional a estas indicaciones, el calibre 89802 incorpora un dispositivo de parada para el segundero del movimiento base (ideal para la sincronización del reloj) y un dispositivo de acumulación de energía que permite el siempre complicado salto instantáneo de las indicaciones digitales. Más aún, la medianoche del 31 de diciembre, momento en que los cinco discos existentes deben avanzar de manera simultánea.

El conjunto, que verá la luz en una única referencia, la IW379201, se completa con una correa de caucho negra, recubierta de tela y con cierre tipo hebilla fabricado en titanio.

Sin lugar a dudas estamos ante un guardatiempos tecnológicamente excelente tanto por lo que a materiales, calidades y mecánica se refiere. El diseño y la combinación de colores que proporcionan estos materiales es impecable y el quizás un tanto excesivo tamaño de la caja se ve compensado por la ligereza de los materiales empleados y por la comodidad que supone el uso de una correa de caucho de calidad.

En el otro lado de la balanza, en el de los puntos débiles, de manera personal echo en falta constructivamente la caja interior de hierro dulce a pesar de la espectacular visión del calibre que proporciona el fondo de zafiro y, funcionalmente, la carencia de legibilidad en las zonas comentadas de los contadores del cronógrafo.


Watch-Test es una página web especializada en análisis y comparativas de relojes mecánicos de pulsera de alta gama y de lujo. Todos los artículos de Watch-Test son originales, independientes y exclusivos, escritos por editores referentes en el sector.

Sobre el Autor

Ingeniero Técnico Industrial, de formación electrónica con pasión por la micro-mecánica. Co-fundador y editor de Watch-Test. En mi trabajo y en la vida tengo una máxima: Las cosas hay que explicarlas de manera que se entiendan. De lo contrario, el esfuerzo es en vano.

2 comentarios

Dejar una Respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.