Jaquet Droz nos adelanta una de las novedades que presentará en la feria de Baselworld 2018: el Grande Seconde Moon Black Enamel, todo un compendio de la exquisitez que caracteriza a los relojes de la firma de La Chaux-de-Fonds.

Como adelanto de lo que presentará en Baselworld 2018, Jaquet Droz nos desvela el Grande Seconde Moon Black Enamel. No se trata de un reloj totalmente nuevo ya que se trata de una complicación ya presente en la colección “Grande Seconde” de Jaquet Droz. La diferencia que aporta este Grande Seconde Moon Black Enamel debemos buscarla en su esfera, lo que a priori suele ser una variación de bajo nivel, pero que tratándose de un reloj Jaquet Droz adquiere siempre otra relevancia.

Si consultamos el actual catálogo de Jaquet Droz encontraremos el Grande Seconde Moon en tres versiones; caja de acero con esfera opalina plateada, caja de acero con esfera realizada en ónice negro y caja de oro rojo con esfera crema esmaltada Grand Feu. El nuevo Moon Black Enamel es una variante directa de este último modelo ya que comparte con él el oro rojo de su caja y la técnica de esmalte Grand Feu aplicada en su esfera. La  diferencia evidente es el tono de dicho esmalte, en este caso negro.

Pero, como es de esperar en una esfera Jaquet Droz, no todo es tan simple como un cambió de tonalidad. Además del color negro de su esmalte, la firma de La Chaux-de-Fonds ha aplicado todo su “savoir faire” para ofrecer un espectáculo visual con la elegancia que le caracteriza. Así, en la zona inferior de la esfera, en el anillo que enmarca el segundero, la indicación de la fase lunar y la de la fecha mediante aguja, encontramos diversos elementos realizados en el mismo oro rojo 5N que emplea en su caja.

Jaquet Droz Grande Seconde Moon Black Enamel

Este oro rojo lo encontramos en la reproducción de la luna y en el índice del fechador. Como no podía ser de otro modo, el resultado es espectacular pero sin estridencias. Se podría decir que es un reloj que transmite sensación de valor pero no de ostentación, un compromiso estético nada fácil de obtener.

Como todos los Grande Seconde Moon, la caja de este Black Enamel mide 43 milímetros de diámetro y 13,23 de grosor, unas dimensiones muy considerables para tratarse de un reloj de carácter elegante y clásico. Su hermeticidad como en la mayoría de relojes de este estilo es escasa, de 3 bares, pero en este caso se trata de un detalle sin importancia ya que a ninguno de sus propietarios se le pasará por la cabeza utilizarlo en actividades acuáticas.

Jaquet Droz Grande Seconde Moon Black Enamel - front-back

A través del cristal de zafiro del fondo de la caja del Grande Seconde Moon Black Enamel podemos contemplar el calibre Jaquet Droz 2660QL3 que equipa. Se trata de un movimiento mecánico de carga automática, que oscila a un ritmo de 28.800 alternancias por horas y que ofrece una más que considerable reserva de marcha de 68 horas, una reserva energética que Jaquet Droz consigue mediante un sistema de dos barriletes.

No debe confundirnos la imagen clásica de este reloj, ya que además de los exquisitos acabados de todos sus elementos, el calibre 2660QL3 encierra todo un compendio de tecnologías avanzadas, cuyo principal protagonista es el silicio con el que se elabora su espiral y su áncora. Aunque muy en boga actualmente, no creamos que el silicio es una mera cuestión de moda. De hecho se puede considerar como toda una panacea que puede librar a nuestro reloj de las nefastas corrientes magnéticas que nos rodean a diario.

Exquisitez y elegancia resguardando una mecánica avanzada. Esta podría ser una breve descripción del nuevo Jaquet Droz Grande Seconde Moon Black Enamel, un reloj que hará las delicias de los apasionados de la firma y de los conocedores de la auténtica Alta Relojería.

 

Sobre el Autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

Dejar una Respuesta