Precisamente hace tres semanas presentábamos como novedad las ediciones limitadas Dazzle Razzle y Double Trouble de este HM4.

El inicio de la actividad de nuestro blog coincidió en el tiempo con la presentación del Legacy Machine No.1 y, después de escribir sobre esta novedad, nuestra intención era la de realizar un repaso a toda la colección previa de MB&F. Pero antes de finalizarla, Maximilian Büsser y sus amigos se nos adelantaron. De todos modos, opino que es interesante acabarla y hablaros un poco del Horological Machine No.4.

La evolución de los Horological Machine se podría definir con el mismo término que caracteriza a cada uno de sus modelos: radical. Y es que desde el HM1 hasta el HM4, la colección evoluciona en su atrevimiento hasta llegar a su máximo exponente en el Thunderbolt. La tridimensionalidad de las creaciones de MB&F se eleva de manera imparable al igual que los aviones en los que está inspirado el Horological machine No.4.

Para encontrar el origen de esta creación debemos remontarnos a la infancia de Maximilian Büsser y a su afición por el aeromodelismo. De la infinidad de aeronaves existentes, Büsser escogió el Thunderbolt como base de concepción del HM4. El Thunderbolt (o “trueno” en inglés) conocido también por su apodo “Jug” (o “Juggernaut”) fue el avión de caza propulsado por un único motor de explosión más grande, pesado y caro de la historia. Fue uno de los principales cazas de las Fuerzas Aéreas del Ejército de los Estados Unidos (USAAF), así como de otra fuerzas aéreas aliadas, en la Segunda Guerra Mundial.

Pero hablemos del reloj en cuestión. Quizás uno de los aspectos del HM4 que más me llama la atención es el hecho de que, pese a ser el más radical y tridimensional de la colección, es a la vez el más simple en cuanto a las indicaciones que nos ofrece: horas y minutos en uno de los pequeños diales, y la reserva de marcha en el otro. En otras palabras, toda la belleza y complejidad mecánica y de diseño del Thunderbolt al servicio de la función más básica de un reloj mecánico: dar la hora.

Visualmente la caja del HM4 Thunderbolt se compone de tres partes: dos cabinas en forma de turbina de jet, una a cada uno de los lados de la caja, soportadas por una parte horizontal que alberga el motor el cual se puede contemplar a través de dos paneles de cristal de zafiro en la parte central de la caja. Los materiales utilizados en esta ocasión por MB&F han sido el titanio de grado 5 y el zafiro para fabricar el total de 65 componentes que la conforman. El cristal de zafiro integrado en la caja se encuentra ubicado en las carátulas de los diales, en la sección de la caja y en los paneles superior e inferior. Las dimensiones finales de la caja son de 54 mm de ancho, 52 mm de largo y 24 mm de alto.

Mención especial merecen las asas articuladas de esta caja las cuales permiten un juego de 3 grados que hace mayor la adaptabilidad del reloj a la muñeca y la comodidad de uso.

Como ya hemos comentado, las indicaciones proporcionadas por este guardatiempos son las básicas que se esperan de un reloj mecánico de pulsera. No obstante esta teórica escasez de indicaciones, el Thunderbolt las implementa de manera espléndida ya que las dos carátulas son altamente legibles dada su orientación perpendicular a la muñeca del usuario. A buen seguro que los pilotos de los viejos Jug hubieran apreciado esta característica.

En la cabina de la izquierda se indica la reserva de marcha disponible del reloj, emulando los indicadores de reserva de combustible del tanque del avión. A la derecha, horas y minutos son indicados gracias a dos manecillas de grosor considerable con sus puntas en forma de flecha e impregnadas de Super-LumiNova. Cada una de estas dos carátulas se diseñó recordando los instrumentos de aviación y sus funciones están controladas de manera independiente, cada una con su propia corona: una de las coronas remonta el reloj (lo que evoca el llenado del tanque los aviones) mientras que la otra sirve para ajustar la hora.

El calibre del HM4 fue diseñado y desarrollado por completo por MB&F a lo largo de tres años de trabajo conjunto con Laurent Besse y Beranger Reynard de Les Artisans Horlogers. Cada uno de los 311 componentes del movimiento fueron específicamente desarrollados para el Thunderbolt y no se utilizaron mecanismos o componentes fabricados en serie debido a la naturaleza de su arquitectura.

La reserva de marcha es de 72 horas (3 días) y está proporcionada por dos barriletes dispuestos en paralelo. La energía producida por estos barriletes se transmite a los diales indicadores a través de dos trenes de engranajes verticales.

En la parte superior de la caja y a través de uno de sus paneles de zafiro se puede observar el volante que oscila a 21.600 alternancias/hora (3 Hz).

Disfrutad del vídeo.

La próxima aportación al blog en referencia a MB&F será para tratar una versión muy especial de este HM4 Thunderbolt: el especialmente confeccionado para la subasta anual Only Watch 2011.

 

Watch-Test es una página web especializada en análisis y comparativas de relojes mecánicos de pulsera de alta gama y de lujo. Todos los artículos de Watch-Test son originales, independientes y exclusivos, escritos por editores referentes en el sector.
AYÚDANOS A MEJORAR. VALORA ESTE ARTÍCULO.
[Total: 0 Valoración: 0]

Sobre el Autor

Ingeniero Técnico Industrial, de formación electrónica con pasión por la micro-mecánica. Co-fundador y editor de Watch-Test. En mi trabajo y en la vida tengo una máxima: Las cosas hay que explicarlas de manera que se entiendan. De lo contrario, el esfuerzo es en vano.

2 comentarios

    Dejar una Respuesta

    ¿Te apasionan los relojes?

    ¿Te apasionan los relojes?

    A nosotros también. Mucho, mucho. Por eso queremos ofrecerte gratuitamente e-books, una newsletter semanal y acceso a contenido exclusivo. ¿Te parece interesante?

    ¡Genial! Ahora, revisa tu email.