La presentación de la manufactura de Le Locle ha sido realmente interesante. Si hemos de resumir el aspecto más destacado, sería la constatación de que la relación entre la calidad ofrecida por Montblanc y el precio demandado es muy ajustada y competitiva, especialmente en los Timewalker.

El diseño del stand es minimalista, con coloridos detalles que destacan por su elevado contraste respecto los fondos neutros en colores negros y grises de las paredes.

Las piezas que Montblanc lanza durante este SIHH son numerosas, pero algunas de ellas verdaderamente significativas no nos han sido presentadas. Entre ellas, los Villeret Exo Tourbillon Chronographe y Seconde Authentique, y el Star Classique Quantième Complete. Ya que no hemos visto en directo estos modelos y su presentación por vídeo ha sido muy somera o inexistente, hablaremos de ellos cuando analicemos detenidamente los kits de prensa correspondientes

Ya que Montblanc ha centrado todos sus esfuerzos en los tres nuevos TimeWalker y el Nicolas Rieussec Chronograph Rising Hours, basaremos este artículo en ellos.

NICOLAS RIEUSSEC CHRONOGRAPH RISING HOURS

Siguiendo una frecuencia casi anual, Montblanc lanza un nuevo Nicolas Rieussec que pasa a unirse a los 18 modelos existentes desde que esta colección debutó hace ya cinco años. La principal novedad que este modelo suma a su ya típica construcción basada en discos giratorios y agujas fijas, es la implementación de una complicación suplementaria basada en una indicación día/noche integrada: una indicación digital de la hora, en la que las cifras horarias se desplazan  respecto al punto de referencia fijo, mientras la aguja de los minutos describe su rotación en el gran subdial descentrado.

El interés reside en que  el color de las cifras varía según el período de día que se indique. Así, entre las seis de la mañana y las seis de la tarde, su color es azul, mientras que entre las seis de la tarde a las seis de la mañana, su color es negro. Esto se consigue mediante dos elementos complementarios: las cifras horarias son huecas, y se desplazan sobre un disco dividido en azul y negro por su mitad. Un ingenioso engranaje consigue sincronizar los cambios de colores a su debido tiempo.

Esta novedosa manera de indicar el tiempo corresponde al nuevo calibre MB R220, un movimiento automático cronógrafo monopulsante con rueda de pilares y embrague vertical, con indicación de horas digital, minutos, indicación día/noche integrada, fecha y día de la semana mediante discos giratorios y pequeña ventana. Las indicaciones cronográficas se pueden leer en los dos discos giratorios y agujas fijas, situados a las 4 y 7 horas.

Con una caja de 43mm, está disponible en platino, como edición limitada a 28 piezas, en oro rojo y en acero. Los precios varían entre los 10.700 y los 48.500 €. Dejaremos para el correspondiente Test los datos restantes, conjuntamente a un análisis más a fondo de esta interesante pieza.

TIMEWALKER WORLD-TIME HEMISFERES

La primera novedad de la colección TimeWalker se centra en una nueva visión geográfica de la representación hemisférica, lanzando dos versiones correspondientes al hemisferio norte y al hemisferio sur. La primera tiene como centro la zona ártica, mientras que la segunda tiene su eje en la Antártida. De ellos se desprenden radialmente 24 husos horarios, correspondientemente señalados con 24 ciudades emblemáticas. Consecuentemente, las dos versiones implementan diferentes nombres de ciudades. La hora local se indica mediante la aguja central, mientras que un disco giratorio central de 24 horas, con una indicación de día/noche, nos señala la hora de la zona elegida.

Fabricado en acero, la versión del hemisferio boreal presenta el dial en color plateado, acompañado por una correa de cuero negro, mientras que la versión del hemiosferio austral  presenta un dial gris antracita y brazalete metálico. Los precios correspondientes son 3.790 y 4.390€ respectivamente.

TIMEWALKER VOYAGER UTC

Su configuración es la típica GMT, con un segundo huso horario, esta vez implementado en el realce perimetral del bisel, mediante una escala de 24 horas con indicación día/noche mediante la diferenciación de colores. Una aguja esquematizada nos señala la indicación GMT. A las 6 horas, presenta una pequeña ventana de fecha.

El movimiento utilizado es el calibre 4810/405 de carga automática, con una reserva de marcha de 42 horas. Fabricada en acero, la caja se complementa con el bisel y la corona disponibles en titanio con esfera antracita y correa de cuero gris, acero y correa de aligator negro, o acero con esfera negra y brazalete también de acero. Las tres versiones tienen los siguientes precios: 3.090, 2.990 y 3.190€ respectivamente.

TIMEWALKER TWINFLY 

La última pieza correspondiente a la colección TimeWalker es el TwinFly, un GMT con el segundo huso horario situado en un pequeño subdial situado bajo las 12 horas. En una posición central poco habitual encontramos las agujas de minutos y segundos de la función cronográfica, junto a un subdial de 60 segundos de gran tamaño. Una pequeña subesfera a las seis horas y la ventana de la fecha a las 9 horas, completan una pieza con dos complicaciones realmente útiles.

El movimiento es el calibre MB LL 100. Su características comprenden el cronógrafo flyback con rueda de pilares y embrague vertical, y una elevada reserva de marcha de 72 horas gracias a sus dos barriletes. La caja de 43mm está realizada en acero.

Disponible a partir del mes de setiembre, su pvp se sitúa en 6.390€, un buen precio por todo lo que nos ofrece.

Sobre el Autor

Ingeniero geólogo, Master en Geología Marina y Master en Restauración Medioambiental, Co-fundador y editor en Watch-test. Opinión, pasión y rigor, son los pilares fundamentales que sustentan la redacción de mis artículos. La clave, disfrutar de una profesión que coincide con mi afición.

Dejar una Respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.