Parmigiani en Watches and Wonders 2022: sorprendente

Gracias a los Tonda PF, Parmigiani Fleurier se han erigido como una de las firmas cuyas novedades más nos han gustado en el W&W 2022.

\\ WT REF 83216 Se lee en 4' 18''
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Hace poco más de medio año, Parmigiani Fleurier descubrió su gran apuesta de presente y futuro al presentar la colección Tonda PF, lanzando de golpe un solo hora, un cronógrafo, un calendario anual y un cronógrafo rattrapante. Como cabía esperar, el que debe ser el eje de la firma durante los próximos años ha recibido todas las novedades en el Watches and Wonders 2022. Pero lo mejor de todo es que nos ha sorprendido con alguna de las mejores piezas que se han presentado en el salón ginebrino, entre las que cabe destacar la nueva complicación implementada en el Tonda PF GMT Rattrapante (si, todavía hay sorpresas en la relojería, un mundo en el que muchas veces podemos llegar a pensar que está todo inventado). Si el Tonda PF Flying Tourbillon es un precioso ejemplo de diseño sobrio y minimalista, los Tonda PF Skeleton exhiben la cara más intrincada, mientras las versiones del Tonda GT Chronograph lucen el look más deportivo y cromático.

Tonda PF GMT Rattrapante

Genial complicación añadida al del segundo huso horario, tanto por su utilidad como por su facilidad de uso. Con la nitidez y exquisita elegancia deportiva de los Tonda PF, su esfera Milano Blue con guilloché Grain d’Orge no muestra, a primera vista, ninguna diferencia con el básico dos agujas, excepto la ausencia de la ventana de fecha. En cambio, son el pulsador ubicado en la carrura izquierda y el de oro integrado en la corona los elementos que nos adelantan que este reloj tiene guardada una agradable sorpresa.

Parmigiani Fleurier Tonda PF GMT Rattrapante

Si presionamos el pulsador a las 8 en punto, la manecilla superior de oro rodiado, dedicada a la hora local (local time), salta una hora adelante, revelando así la aguja de oro rosado que se esconde bajo ella y que indica la hora en el lugar de residencia del usuario, o home time.

Parmigiani Fleurier Tonda PF GMT Rattrapante

Pero lo más genial viene a continuación: cuando ya no precisamos de la indicación de la segunda zona horaria, al presionar el botón integrado en la corona, la manecilla rodiada retoma su posición sobre la de oro de la misma manera que una aguja de un cronógrafo rattrapante. Más fácil y simple, imposible, aunque he de decir que, personalmente, echo de menos la ventana de fecha, una función que siempre debería acompañar a un GMT.

La caja de 40 mm de diámetro y 10,70 mm de grosor  está fabricada en acero con acabado pulido y satinado, e implementa un bisel de platino con acabado moleteado. Desde la trasera podemos admirar el excelente calibre PF051, un mecanismo de remonte automático con micro-rotor y una reserva de marcha de 48 horas. Su precio es de 26.000 CHF.

Tonda PF Flying Tourbillon

Pureza y minimalismo junto a un tourbillon volante. De nuevo, Parmigiani Fleurier hace un precioso ejercicio de discreción y elegancia con el Tonda PF Flying Tourbillon. Una de sus características es que casi todas las superficies visibles, desde la caja de 42 mm y 8,60 mm de grosor, el brazalete integrado, el bisel estriado, la esfera pulida con chorro de arena e incluso el micro-rotor guilloché, están elaborados en platino, lo que otorga un aspecto casi monocromático.

Parmigiani Fleurier Tonda PF Flying Tourbillon

De hecho, la única interrupción visual proviene del latir del tourbillon volante ubicado a las 7 horas. Sinceramente, me encanta este descentrado, ya que crea un desequilibrio y dinamismo que rompe la serenidad y rigidez de su minimalismo conceptual. Con el calibre PF517 en su interior, esta edición limitada a 25 unidades tiene un precio de 140.000 CHF.

Tonda PF Skeleton

Contrapuestos a la delicadeza y discreción de las dos anteriores referencias, las dos versiones del Tonda PF Skeleton destacan por sus intrincadas líneas y dureza visual. En una caja de acero u oro rosa de 40 mm, el calibre PF777 calado ofrece puentes en gris grafito con diferentes acabados (arenados, satinados y pulidos) y punteado por los índices horarios suspendidos en el anillo perimetral al que se ha visto reducida la esfera.

Parmigiani Fleurier Tonda PF Skeleton

Como es habitual en los relojes esqueleto, la legibilidad es la gran perjudicada en aras de la belleza arquitectónica del trabajo de calado. Es por ello que casi siempre me decantaré por las versiones con esfera respecto a las esqueletadas, no porque no aprecie esta técnica que permite aligerar el peso del reloj al mismo tiempo que ofrecer una visión más directa de las interioridades mecánicas de un reloj (y en este caso tenemos un excelente ejemplo), sino porque en mi escala de «valores relojeros», la legibilidad se encuentra muy por delante del esqueletado.

Parmigiani Fleurier Tonda PF Skeleton

Desde la trasera vemos la masa oscilante, también esqueletada y realizada en oro rosa, e incluso el barrilete calado. En el caso del PF777, la reserva de marcha que puede almacenar el muelle de dicho barrilete alcanza las 60 horas. La versión en acero y bisel de platino tiene un precio de 59.000 €, mientras que la referencia en oro rosa sube hasta los 88.000 €.

Tonda GT Chronograph

El Tonda GT Chronograph se ofrece en dos deportivas versiones con esferas «panda», es decir, con los contadores en alto contraste sobre un fondo neutro. En este caso, ya sea en caja de oro rosa o de acero, la esfera suavemente plateada con el guilloché clou Triangulaire se combina con subdiales en granata o Quantum Grey. para conformar cuatro diferentes referencias. Si bien a primera vista parecen iguales, la complicación que acompaña al cronógrafo en las versiones en oro es diferente a la de los modelos en acero.

Parmigiani Fleurier Tonda GT Chronograph

En la más lujosa caja de oro encontramos la función de gran fecha con doble ventana justo bajo las doce horas, mientras que en la más deportiva caja de acero viene con calendario anual.

Fleurier Tonda GT Chronograph

En ambos casos, el mecanismo encargado de darle vida es el PF071, un calibre cronógrafo automático integrado que funciona a una alta frecuencia de 5 Hertz, es decir, 36.000 alternancias por hora y dispone de una reserva de marcha de 65 horas. 

Acompañadas con correas de caucho a juego con el color de los totalizadores, el Tonda GT Chronograph en oro rosa tiene un precio de 43.100 CHF, independientemente de la versión que elijamos (gran fecha o calendario anual). Por su parte, el más terrenal acero hace disminuir su precio hasta los 19.400 €.

\\ WT REF 83216
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp
, el autor

Ingeniero geólogo, Master en Geología Marina y Master en Restauración Medioambiental, Co-fundador y editor en Watch-test. Opinión, pasión y rigor, son los pilares fundamentales que sustentan la redacción de mis artículos. La clave, disfrutar de una profesión que coincide con mi afición.

Dejar una Respuesta