El Calendario Anual de Patek Philippe. La invención relojera del siglo XX

Sin ánimo de exagerar, el Calendario Anual de Patek Philippe puede calificarse como la mayor invención relojera del siglo XX.

\\ WT REF 66972 Se lee en 18' 1''
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Fue en el año 1996 cuando, con la referencia 5035J, vio la luz el Calendario Anual de Patek Philippe. Esto le convierte en un año clave para la historia de la relojería. Puede parecer una afirmación exagerada, pero es pura objetividad. En todo el siglo XX y en lo que llevamos del XXI no se ha creado ninguna otra complicación novedosa, práctica y asequible en el mundo de la relojería mecánica.

Es importante remarcar estas características porque aunque durante estos más de 100 años la industria relojera ha generado innumerables invenciones y patentes, se han movido en otro ámbito. Todas ellas, a diferencia del Calendario Anual de Patek Philippe, se han concentrado en la vertiente más elitista de la relojería mecánica.

Patek Philippe First Annual Calendar - 5035J (1996)

Patek Philippe 5035J (1996)

Hemos visto nuevos tourbillon con distintas inclinaciones, incluso esféricos que realizan su giro en tres dimensiones. Hemos visto nuevas complicaciones o más bien combinaciones de ellas, de carácter astronómico ultra-complicadas. Hemos visto aparecer nuevos sistemas de sonería que incrementan el volumen sonoro. Incluso hemos visto el Chronomètre à Résonance del maestro François Paul Journe, probablemente la innovación más excelsa desde el punto de vista relojero, que aplica por primera vez en un reloj de pulsera el principio físico de la resonancia. Pero, todas estas creaciones tiene en común una dificultad constructiva muy elevada y en consecuencia un coste final también muy elevado, lo que las reserva para una pequeña élite de coleccionistas y apasionados.

Aquí reside el gran mérito e importancia del Calendario Anual de Patek Philippe. La manufactura ginebrina crea una complicación inédita, extremadamente útil y la implementa en relojes de gama media y asequibles, siempre hablando en términos Patek Philippe, o de Alta Relojería.

 

El porqué del Calendario Anual de Patek Philippe

Hasta que el Calendario Anual de Patek Philippe ve la luz en el año 1996, las complicaciones de calendario se podrían concentrar en dos grupos; el Calendario Completo o Simple y el Calendario Perpetuo. El Calendario Simple nos muestra las indicaciones de fecha, día y semana, pero carece de cualquier automatismo, por lo que hay que realizar todos los ajustes de estas indicaciones de forma manual.

En el otro extremo encontramos el Calendario Perpetuo, una complicación fetiche para todo apasionado a la relojería. El Calendario Perpetuo, que se considera como la puerta de entradas a las Grandes Complicaciones, nos facilita las mismas indicaciones que el Calendario Simple pero con la gran diferencia de que todos los ajustes se realizan de forma automática, sea cual sea la duración del mes y teniendo además en cuenta el ciclo anual de años bisiestos. Normalmente, también va asociado a una indicación de la fase lunar y en ocasiones de la indicación del año mediante cuatro dígitos.

Philippe y Thierry Stern

Philippe y Thierry Stern

El gran problema del Calendario Perpetuo es que su complejidad constructiva deriva en un precio final del reloj demasiado elevado para la inmensa mayoría de aficionados y clientes. Esto es lo que debía tener muy claro en 1992 Philippe Stern, propietario y Presidente de Patek Philippe, cuando encargó a sus ingenieros el desarrollo de un nuevo movimiento de calendario que llenara este hueco.

¿En qué consiste pues el Calendario Anual de Patek Philippe?. Se podría resumir en que se trata de un Calendario Perpetuo ligeramente simplificado en sus automatismos pero con un coste y un precio final mucho más reducido. A nivel práctico, la diferencia más remarcable entre el Calendario Perpetuo y el Anual es que, debido a los atípicos 28 días del mes de febrero, este último requerirá de un ajuste manual a realizar el día 1 de marzo. Eso es todo; un simple y único ajuste a realizar durante todo un año. Por contra, la diferencia coste y de precio se reduce a prácticamente la mitad del de un Calendario Perpetuo.

Por todo este compendio de ventajas y beneficios, nadie se extrañó cuando a partir del año 2006 el mercado se inundó de relojes con Calendario Anual que lanzaron prácticamente todas las marcas. El motivo de la eclosión aplazada hasta el año 2006 es puramente legal. 20 años es el periodo que fijan las leyes internacionales como duración máxima de una patente. Durante este periodo nadie puede utilizar el concepto patentado salvo su creador, a no ser que este ceda los derechos mediante compensación económica, lo que se conoce como royalties. Esta claro que Patek Philippe prefirió aprovechar los beneficios de su invención al máximo y por ello no llegó a ningún acuerdo con otras marcas.

 

El Calibre Patek Philippe 315 S QA 24H

La base de calibre de referencia 315, tuvo el honor de ser la elegida para albergar el nuevo módulo de calendario anual que creó Patek Philippe. Ello dio lugar al calibre 315 S QA 24H, que traducido del idioma Patek significa que mide aproximadamente 3,15 mm de grosor y que aporta las indicaciones/complicaciones de segundero (S), calendario anual (QA de Quantième Annuel) e indicador 24 horas (24H).

Patek Philippe calibre 315 S QA - anverso y reverso

Una de las grandes claves de esta invención de la legendaria manufactura ginebrina es el término «módulo» que acabo de emplear. El Calendario Anual de Patek Philippe no se creó como un nuevo movimiento integral que aportase esta complicación, sino de un módulo mecánico que puede añadirse a un movimiento ya existente.

Puede parecer un detalle de escasa importancia, pero en términos de practicidad y asequibilidad este concepto es trascendental. Ello permite utilizar una base de calibre ya existente y añadirle, lógicamente adaptado a cada caso, este módulo de Calendario Anual en su anverso.

Patek Philippe modulo QA calibre 315S QAEsta modularidad es la que permitirá adaptarlo a distintas bases complicadas, como es el Cronógrafo o incluso la Repètición de minutos. En este sentido se asemeja a las complicaciones relojeras más prácticas, utilizadas y extendidas de la historia; doble huso horario, indicación de fase lunar, indicación de reserva de marcha, etc…

A la izquierda podemos ver el modulo de Calendario Anual que Patek Philippe aplicó a la base de calibre 315 para crear el primer movimiento de la historia con esta complicación. Si ampliáis la imagen superior y observáis el despiece del anverso del movimiento (izquierda) podréis apreciar este conjunto de piezas instaladas en él. Puede sorprender su aparente simplicidad, pero aquí reside la genialidad de las invenciones, en conseguir el máximo de prestaciones con el mínimo de complejidad. Ello permite que una innovación como esta se haya podido aplicar de forma práctica y asequible a los numerosos calendarios anuales que ha creado Patek Philippe desde 1996 hasta nuestros días.

Continua leyendo este artículo. Páginas: 1 2 3 4
\\ WT REF 66972
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp
, el autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 15 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

Dejar una Respuesta