Al igual que me ocurrió con algún articulo sobre el SIHH, me ha resultado difícil decidir el título de este artículo dedicado a las novedades que nos ha presentado Patek Philippe en Baselworld 2017. La dificultad ha venido porque había muchas posibilidades y todas ellas válidas. En este 2017 se cumple el 40 aniversario de unos de los iconos de Patek Philippe y de la Alta Relojería en general como es el calibre 240. También se cumple el 20 aniversario del lanzamiento del Aquanaut. La gran estrella de las novedades de Patek ha sido la nueva referencia 5320G, un Calendario Perpetuo que no utiliza el calibre 240. Hay nuevas Grandes Complicaciones realmente impresionantes, tanto técnica como estéticamente…

Finalmente me he decidido por “el año del 240” por una simple cuestión de cantidad, ya que cuatro de las seis novedades “mayores” que nos ha mostrado Patek Philippe en Baselworld 2017 albergan en sus entrañas el calibre 240. Si hubiera optado por el aspecto cualitativo, sin duda hubiera optado por las dos espectaculares y asombrosas novedades que nos ha presentado Patek dentro de su departamento “Advanced Research”, pero es tal el grado de importancia de estos dos nuevos avances que prefiero dejarlo para un artículo dedicado en exclusiva a ello.

Para finalizar esta introducción, me gustaría señalar que trataré como “novedades mayores”, a las cuales dedicaré los apartados siguientes, las que así considera Patek Philippe proporcionándonos una completa nota de prensa para cada una de ellas acompañada de multitud de imágenes. Pero hay otras muchas novedades, y aunque alguna de ellas (no todas) se traten de variaciones estéticas de modelos ya existentes en el catálogo, me parecen de una enorme importancia. A ellas dedicaré el apartado final.

 

Patek Philippe Perpetual Calendar 5320G

Patek Philippe en Baselworld 2017 - 5320G

Perpetual Calendar 5320G

El Calendario Perpetuo de referencia 5230G es sin duda la más importante de las novedades que nos ha presentado Patek Philippe en Baselworld 2017. Esta condición de gran novedad se la otorgan los tres elementos principales de un reloj, que son la caja, la esfera y el movimiento, todos ellos inéditos en el catálogo de Patek Philippe.

La caja de oro blanco y 40 mm de diámetro, es de geometría circular por lo que podría encaja en la colección Calatrava, pero Patek no incluye grandes complicaciones en dicha colección sino que las agrupa en otra bajo el simple y diáfano nombre de “Grandes Complicaciones”. Además de su forma básica redonda, la caja de este 5230G da un paso muy importante en cuanto a refinamiento y complejidad con respecto a las cajas de prácticamente todos los relojes del actual catálogo. Así, nos encontramos con un bisel de inferior diámetro que la carrura por lo que al sobreponerse a ella da lugar a una forma que podríamos denominar escalonada piramidal. Las asas, inspiradas en la referencia 2405 lanzada en el año 1945, también son totalmente inéditas y se distinguen pos su elegante triple moldura. Otro elemento que también contribuye a la estética vintage del 5230G es su cristal de zafiro tipo “box”, que se eleva notablemente por encima del bisel con un fuerte abombamiento en sus paredes.

Sobre la esfera, las imágenes lo dicen todo. Nuevamente aporta la estética vintage estilo “pilot” que ya vimos en el Calatrava Pilot Travel Time 5524G del 2015 y que más adelante veremos de nuevo en otras novedades de este año. Dicha estética se la otorgan principalmente los índices horarios marcados por números árabes y se ve incrementada por el tono amarillento/crema del fondo lacado de la esfera.

El movimiento que equipa el 5320G es el nuevo calibre 324 S Q. La base 324 de este calibre es la misma que utilizan el 5159, 5496 y 5160, pero hay notables diferencias. En el caso de estas tres últimas referencias, la denominación del calibre es 324 S QR y la R adicional nos indica que la indicación de la fecha por aguja retrograda. Por contra el modulo de calendario perpetuo del 324 S Q nos indica la fecha por aguja convencional pero añade un disco que se encarga de mostrar la indicación día/noche. Como no podía ser de otro modo, este movimiento cuenta con una espiral Spiromax y cumple con el Sello Patek Philippe, lo que entre otras cosas nos garantiza una extraordinaria cronometría de -3 +2 segundos al día.

 

Patek Philippe Aquanaut 5168G – 20th Anniversary

Cambiamos radicalmente de escenario y vamos con la novedad que afecta al reloj más desenfadado del actual catálogo de Patek Philippe; el Aquanaut. Como he comentado al inicio del artículo, se cumplen 20 años desde que Patek Philippe lanzara el Aquanaut en el año 1997 y era de esperar que viéramos novedades en esta colección, lo que se ha materializado en forma del nuevo 5168G.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Aquanaut 5168G - 20th Anniversary

En este caso la novedad no afecta a la geometría de la caja, al diseño de la esfera o al movimiento, tres elementos idénticos al actual 5167A lanzado en el año 2008. Lo que aporta este 5168G son diferencias de carácter estético y en cierto modo también ergonómicas. Dicho así puede parecer poco para considerar el 5168G como novedad mayor, pero la reacción positiva de los asistentes a Baselworld nos dice lo contrario.

La primera novedad que aporta este 5168G a la colección Aquanaut es evidente y se refiere al azul degradado de su esfera, un emblemático tono que hasta ahora parecía que Patek Philippe había reservado para el Nautilus. La atracción que produjo el Aquanaut con esta esfera fue inmediato entre todos cuantos lo visualizaban por primera vez, probablemente porque aporta un grado diferencial con respecto al negro que encontramos en la inmensa mayoría de relojes deportivos del mercado.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Aquanaut 5168G front

Aquanaut 5168G

La segunda diferencia, no tan notoria visualmente, es el incremento del tamaño de la caja, que pasa de los 40,8 milímetros del 5167 a los 42,2 del nuevo 5168G. Se trata tan solo de 1,4 milímetros, pero que en la práctica resulta una diferencia de tamaño muy notable. Ahora, aquellos clientes partidarios de los relojes que transmitan un mínimo de contundencia en la muñeca ya no se podrán quejar.

Quién sí se va a quejar es el bolsillo de los futuros propietarios de 5168G, ya que como deja bien a las claras la G final de su referencia estamos ante una caja realizada con oro blanco. Aparte del inevitable incremento de costes y por tanto de precio final que genera el oro blanco, la utilización de este metal noble también implica un importante incremento de peso y una fragilidad ante los arañazos muy superior a la del acero, dos aspectos que claramente perjudican el uso al que teóricamente está destinado un reloj deportivo o polivalente. No me cabe duda de que muchos ya están rezando a los dioses para que Patek presente en un futuro un 5168A. Si así fuera, no me cabe duda de que generaría largas listas de espera.

La aparición de este 5168G no implica la desaparición de los 5167A, 5167/1A y 5168R, que de momento se mantiene en el catálogo de Patek Philippe.

 

Patek Philippe Calatrava 6006G

Nos adentramos en la primera de las novedades que nos ha presentado Patek Philippe en baselworld 2017 que equipa un movimiento basado en el célebre calibre 240. Se trata del nuevo 6006G que sustituirá a la referencia 6000 lanzada en el año 2005, uno de los relojes más especiales de la colección Calatrava.

El 6006G mantiene todos los rasgos identitarios del 6000, que son principalmente su segundero descentrado y ubicado entre las 4 y las 5 horas, y su original fechador por aguja que recorre un indice que abarca todo el contorno exterior de la esfera. La principal diferencia del 6006G con el anterior 6000 se centra nuevamente en un incremento de su tamaño, pasando de 37 a 39 milímetros de diámetro. El grosor medido entre los cristales anterior y posterior se mantiene en unos impresionantes 8,84 milímetros, que en relación a su mayor diámetro incrementa si cabe la sensación (y realidad) del carácter extra-plano de este reloj.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Calatrava 6006G

Otras diferencias con respecto al 6000 las encontramos en detalles de su esfera, principalmente en el diseño de las agujas de horas y minutos, que en el nuevo 6006G son del tipo esqueleto. La aguja de la fecha también modifica su diseño, abandonando la terminación en forma de media luna por una más convencional flecha, aunque mantiene su color rojo.

El 6006G se presenta con un fondo de esfera de color negro, eliminando de momento del catálogo la esfera azul que lucía el ya desahuciado 6000, aunque no es descartable que veamos en un futuro un 6006G con esta opción. El movimiento que equipa, el calibre 240 PS C es el mismo que utilizaba la referencia 6000, que además de su carácter extra-plano se distingue por la espiral Spiromax que ya equipan todos los relojes con esta base de 240 y con la 320, ostenta el sello Patek Philippe.

 

Patek Philippe Calatrava Skeleton 5180/1R

El segundo de los nuevos relojes con calibre 240 que ha presentado Patek Philippe en Baselworld 2017 es el impresionante esqueleto de referencia 5180, una complicación muy poco usual en relojes de carga automática ya que el rotor destroza el efecto de transparencia que se busca en este tipo de reloj. Aquí es donde adquiere todo su protagonismo el micro-rotor que equipa el calibre 240, ya que otorga la practicidad de la carga automática y permite al mismo tiempo un elevado grado de transparencia.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Calatrava Skeleton 5180:1R

Otro de los inusuales aspectos característicos de la referencia 5180 es la utilización de un brazalete metálico en lugar de la típica correa de piel, algo que también se mantiene en el nuevo 5180/1R. Por tanto, la única diferencia con el 5180/1G del catálogo 2016, al que sustituye, es que se ofrece en oro rosa.

Patek Philippe Calatrava Rare Handcrafts 5089G

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Calatrava Rare Handcrafts 5089G

Calatrava Rare Handcrafts 5089G

Continuamos con el calibre 240, pero ahora nos adentramos en los tan de moda “Métiers d’Art”, una especialidad que de forma incomprensible Patek Philippe ha mantenido casi de forma anónima durante décadas. Ahora parece que ya han tomado conciencia de ello y en los últimos catálogos ya se menciona, aunque brevemente, este tipo de reloj.  Curiosamente, en su web oficial, sigue sin aparecer referencia alguna a los nuevos relojes de este tipo que nos ha presentado Patek Philipe en Baselworld 2017.

En el caso que nos ocupa, se trata de dos relojes que se lanzan en formato de edición limitada, aunque no especifica a cuantas unidades. Su referencia base 5089, la misma que clasifica a todos los relojes Métiers d’Art que ha lanzado recientemente Patek Philippe. La diferencia entre ellos la marcan las tres últimas cifras que siguen a la numeración, en este caso 061 y 062, y que hacen referencia al motivo que decora sus esferas.

Para los 5089G-061 y 5069G-061, Patek recurre a inusuales temas basados en la pesca. Concretamente titula como “Escena de pesca en el Tajo” el 061 y “El mercado del pescado” el 062. Las técnicas artísticas a las que recurre para dichas esferas es la pintura en miniatura sobre esmalte tipo “azulejos”, todo ello aplicado sobre una fina capa de oro. Además del impresionante valor que tiene este tipo de trabajos en miniatura, se incrementa su exclusividad por el hecho de que su carácter totalmente manual provoca que ninguno de los relojes sea idéntico a otro con la misma referencia.

 

Patek Philippe Calatrava Hight Jewelry 4899-900G

No abandonamos el calibre 240 ni los “Métiers d’Art”, pero ahora llega el turno de aplicarlo a los relojes femeninos, y combinarlo con la exclusiva especialidad de la Alta Joyería. Se trata de la referencia 4899-900G, que combinan el oro blanco, el nácar, los diamantes Top Wesselton Pur y los zafiros rosas. Del apartado joyero se encargan 149 diamantes Top Wesselton Pur y 182 zafiros rosas de diversas intensidades de color que se alternan para cubrir por completo su caja. La misma combinación de piedras preciosas se repite en la parte inferior de la esfera con un engastado estilo “nieve”

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Calatrava Hight Jewelry 4899-900G

El trabajo artístico en la esfera del 4899-900G se completa mediante un tema que reproduce unas plumas de color rosa en diferentes tonalidades grabadas a mano en la una base de nácar natural. La exquisitez la culmina un zafiro rosa de considerable tamaño como cabujón de su corona, rodeado de 36 diamantes. En total estamos ante un reloj engastado con 702 piedras preciosas que suman un total de 4,35 quilates.

En el material que nos facilita Patek Philippe no se hace referencia a la limitación en la producción de este reloj, pero no me cabe duda de que aunque no se restrinja a un número determinado será muy escasa.

 

Patek Philippe en Baselworld 2017 – los otros

Siendo muy escrupuloso con las prioridades que ha dictado Patek Philippe con el material de prensa, he dejado para el final las novedades teóricamente menores. Con lo que acabo de escribir, ya se entiende que no estoy demasiado de acuerdo con el tratamiento menor que ha dado a alguna de ellas, principalmente al nuevo 5178G que me ha dejado literalmente anonadado.

Si alguna vez, en uno de los típicos sueños que nos asaltan a los apasionados de la relojería, se me planteara la elección de un solo reloj (sin tener en cuenta cuestiones de índole práctica) sin la menos duda la Repetición de Minutos de referencia 5078 se situaría en el podio de mis aspiraciones. Ahora, con el simple cambio estético que ah experimentado su esfera, pasaría directamente a lo más alto de dicho podio, solo discutido por su nuevo hermano 5178G.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - Repetition Minutes 5078-5178

Estamos ante el paradigma de cualquier aficionado/apasionado de la relojería. Un reloj que aporta la considerada Gran Complicación más difícil de dominar; la Repetición de Minutos. Además de ello, y aquí reside mi enamoramiento, lo hace protegido por un envoltorio de la máxima elegancia y discreción. Salvo que el posible ladrón sea un experto en Alta Relojería, estamos completamente a salvo ciñendo a nuestra muñeca un reloj cuyo precio se indica con 6 dígitos y cuya accesibilidad es prácticamente imposible. Si además su caja es de platino o de oro blanco, todo el mundo lo tomará por el viejo reloj heredado del abuelo.

En el caso del 5078G, la única diferencia con el 5078P (que sustituye) es el metal noble utilizado en su caja y el diseño de la esfera. Si el conjunto de los anteriores números romanos sobre un fondo esmaltado “Grand Feu” ya me parecía exquisito, esta nueva esfera vintage con números árabes aplicados y fondo esmaltado crema colma todas mis aspiraciones estéticas.

Puedo entender que Patek Philippe no haya dado mucho bombo a este nuevo 5078G, pero lo que no logro entender es que no se le haya dado toda la importancia que merece a su nuevo gemelo 5178G. Estéticamente, salvo el incremento de dos milímetros en su diámetro, no hay diferencia alguna entre ambos relojes, pero internamente la hay, y mucha. Por primera vez en esta referencia, el 5178 aporta el timbre Catedral en su repetición de Minutos, el súmmum de la calidad tímbrica que puede ofrecer un reloj con sonería. También es incomprensible, aunque a ello ya nos tiene  acostumbrados Patek Philippe, que la referencia de R 27 PS sea la misma para ambos calibres. Esta bien ser discreto y modesto, pero creo que Patek aquí se pasa. Y poco más puedo decir de lo que aporta la nueva geometría de timbre Catedral del 5178 ya que lo único que nos ha proporcionado Patek Philippe ha sido la imagen que veis arriba.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - 5372P

Si raro es el tratamiento superficial que se ha dado a los anteriores Repeticiones de Minutos anteriores, más aun lo es aplicado al impresionante Cronógrafo Rattrapante Monopulsante Calendario Perpetuo de referencia 5372P, que Patek Philippe ha presentado en dos variantes que se diferencian por el tono del fondo de sus esfera.

Este reloj, de referencia inédita, daría para llenar páginas ya que las complicaciones que combina son la cumbre de las aspiraciones de cualquier apasionado de la relojería. Además, por si fuera poco, Patek consigue encapsular toda esta complejidad mecánica en una caja de platino de tan solo 38,3 milímetros de diámetro!, toda una exhibición de poderío y un golpe de autoridad en la mesa ante las marcas que presentan grandes complicaciones sin tener en cuenta el tamaño final que requieren para albergarlas. Ya se que me repito, pero la Alta Relojería de verdad consiste de forma irrenunciable en recurrir al menor diámetro y grosor posibles para encajar el mecanismo que anima los relojes, y aparte de Patek Philippe pocas marcas lo hacen.

Patek Philippe en Baselworld 2017 - 5960G-5960:1A

Finalmente, también se han presentado dos nuevas versiones del Cronógrafo Calendario Anual de las referencia s 5960 y 5960/1. Esta última versión con brazalete 5960/1A-010 con esfera de fondo negro se une en el catálogo a la ya existente 5960/1A-001 con fondo blanco. Por contra, la nueva versión con correa 5960G-001 renace los desaparecidos modelos lanzados a partir del año 2006 con caja de oro y la distingue de sus antecesores por su atractiva esfera de color azul, que como podéis observar en la imagen superior, le confiere una estética muy diferenciada de la esfera con fondo negro.

También podemos mencionar una nueva versión del apreciado Horas Mundiales 5131 que en el centro de su esfera reproduce un mapa inédito con una perspectiva vista desde el Polo Norte, y las dos nuevas versiones del Calendario Anual 5396 con una espectacular combinación de caja en oro rosa y esfera azul, a la que la variante 5396R-015 añade unos índices horarios en forma de diamantes talla baguette.

 

Patek Philippe en Baselworld 2017 – Conclusión

Por las múltiples novedades que incluyen todos los elementos que lo componen, el protagonista indiscutible de Patek Philippe en Baselworld 2017 ha sido el Nuevo Calendario Perpetuo de referencia 5320G, un reloj que aporta una estética “vintage” que ya vimos en el Calatrava Pilot Travel Time del 2015, un estilo de diseño inédito durante décadas en el catálogo de la firma ginebrina. Pero, a pesar de su carácter prácticamente inaccesible para la mayoría de mortales, los relojes que más me han fascinado son las nuevas versiones del Cronógrafo Rattrapante Monopulsante Calendario Perpetuo 5372P y las Repeticiones de Minutos 5078G y 5178G, relojes que, salvo el 5178, no aportan nada nuevo desde el punto de vista técnico, pero que precisamente inciden en este tipo de estética.

Al final, y a punto de finalizar este artículo, me doy cuenta de que lo que más define las novedades que nos ha presentado Patek Philippe en Baselworld 2017 es el diseño. No quiero restar importancia con ello a los enormes avances técnicos con los que nos obsequia de forma continuada, pero es de vital importancia el positivo cambio de rumbo que ha iniciado en los últimos tiempos Patek Philippe en el diseño de los elementos externos de sus relojes, probablemente el que era su único punto débil con respecto a su escasa competencia. Ello es una muestra evidente de inteligencia, ya que muchos otros se hubieran dormido en los laureles desde la posición dominante que ostenta Patek Philippe en el exclusivo segmento de la Alta Relojería, un dominio al que ahora es muy difícil encontrarle un punto débil.

AYÚDANOS A MEJORAR. VALORA ESTE ARTÍCULO.
[Total: 12 Valoración: 5]

Sobre el Autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

Dejar una Respuesta

¿Te apasionan los relojes?

¿Te apasionan los relojes?

A nosotros también. Mucho, mucho. Por eso queremos ofrecerte gratuitamente e-books, una newsletter semanal y acceso a contenido exclusivo. ¿Te parece interesante?

¡Genial! Ahora, revisa tu email.