Ya faltan menos de dos meses para el SIHH, y como cada año van apareciendo modelos que serán presentados en esas fechas tan señaladas dentro del calendario de la relojería mundial. Esta vez os presentamos el Richard Mille RM 037 y su nuevo movimiento automático CRMA1, construido por los ingenieros de la manufactura en Breleux.
La caja, construida en titanio, tiene una presentación espectacular. Su tono antracita, rematado con un acabado satinado cepillado, ofrece una nítida superficie que baja hacia la correa sin discontinuidad, sólo alterada por los típicos tornillos con que Richard Mille “ata” sus relojes: cuatro a banda y banda de la caja, y dos a la altura de la correa.

La construcción de este reloj ha sido concebida de manera global, diseñando conjuntamente la caja, la esfera y el movimiento. Por lo tanto, el conjunto se construye de acuerdo con especificaciones muy estrictas, como un chasis y un motor de Fórmula 1. Los tres componentes principales (bisel, carrura y fondo) del RM 037 requieren 44 operaciones de estampado. Dos días para configurar la máquina para cada componente. Sólo la caja necesita más de 255 operaciones de mecanizado, y la fase de acabado requiere 5 horas de satinado y pulido. Un centro de mecanizado de 5 ejes permite fabricar la compleja forma de la caja, típica de Richard Mille. El resultado es una estanqueidad de 50 metros, gracias a dos juntas de nitrilo y al ensamblado mediante veinte tornillos Spline de titanio y arandelas de acero 316L.

 

El movimiento automático, construido sobre una platina esqueletizada de titanio grado 5, posee un gran fechador situado a las 12 horas y un selector de funciones a las 4 horas. Dos pulsadores, sutilmente redondeados, se sitúan a las 4 y a las 10 horas. El primero permite seleccionar con una suave pulsación el remonte (W), la posición neutra (N) o la puesta en hora (H). La función seleccionada aparece en la ventana situada a las 4 horas. Gracias al segundo pulsador, podemos cambiar la fecha cuando, por ejemplo, estamos de viaje, o cuando queremos ajustar los finales de mes en los días 29, 30 o 31. Este proceso resulta realmente simple.

El mecanismo de la corona también es nuevo, patentado por Richard Mille para este primer calibre manufactura. Tradicionalmente, la corona está conectada directamente al movimiento por la larga tija de remonte hasta su encaje, pudiendo ser dañada en caso de choques.

Los relojeros de que han desarrollado el RM 037, han encontrado solución a este problema, “pegando” la corona a la caja y haciendo innecesaria la elevada longitud de la tija. Dicha corona está fabricada en titanio pulido grado 5 y oro con una junta tórica en Alcryn. La reserva de marcha que nos brinda este calibre es de 50 horas.

Resumiendo, una nueva puesta en escena de la utilización de tecnología y materiales extremos aplicados a la relojería. Esperaremos al SIHH para verificar las buenas sensaciones que nos brinda Richard Mille.


Watch-Test es una página web especializada en análisis y comparativas de relojes mecánicos de pulsera de alta gama y de lujo. Todos los artículos de Watch-Test son originales, independientes y exclusivos, escritos por editores referentes en el sector.

AYÚDANOS A MEJORAR. VALORA ESTE ARTÍCULO.
[Total: 0 Valoración: 0]

Sobre el Autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

2 comentarios

    Dejar una Respuesta

    ¿Te apasionan los relojes?

    ¿Te apasionan los relojes?

    A nosotros también. Mucho, mucho. Por eso queremos ofrecerte gratuitamente e-books, una newsletter semanal y acceso a contenido exclusivo. ¿Te parece interesante?

    ¡Genial! Ahora, revisa tu email.