La última de las novedades de Roger Dubuis que nos quedaba por presentar es la más compleja desde el punto de vista mecánico y la menos trascendente, dado que es una variante de materiales de un modelo ya existente.
El Double Flying Tourbillon Skeleton pertenece a la colección Excalibur, que ya cuenta con tres variantes de este doble tourbillon: la que podríamos denominar “normal”, la versión esqueletizada y el doble tourbillon con carga automática. El Double Tourbillon que aquí os presentamos pertenece al segundo grupo, el de esfera esqueleto. Este modelo que ya existente en oro rosa y blanco, ahora se presenta con caja de titanio negro.

El titanio le otorga una ligereza muy superior a las demás variantes, y el color negro proyecta una imagen más contemporánea si cabe. Lo que de momento no menciona Roger Dubuis en las informaciones que nos ha transmitido es el método de obtención del color negro. Puede ser titanio con tratamiento PVD o DLC. También podría ser una aleación especial del titanio con otro material que le proporcione dicho color. Este detalle, aparentemente intrascendente, es de suma importancia, ya que las tres opciones que se me ocurren proporcionan una dureza, y por tanto resistencia a los arañazos, muy dispar.
La caja es el típico diseño Excalibur de 45 milímetros de diámetro y cuenta con una hermeticidad de 5 bar. Dicha hermeticidad le sitúa a medio camino entre un reloj clásico y un reloj deportivo, aunque a pesar de su imagen, no creo que nadie lo adquiera para utilizarlo en condiciones de dureza ambiental o en actividades deportivas.
La esfera, con su esqueletizado extremo, permite observar prácticamente todos los componentes del mecanismo, incluso uno tan poco habitual como es el muelle motor del barrilete, fácilmente reconocible por su tamaño, y que encontramos ubicado a la altura de las 12 horas. Obviamente, las estrellas tanto desde un punto de vista estético como técnico son los dos tourbillones, implantados en paralelo y que podemos ver en la mitad inferior de la esfera. Como lógica, y única solución viable en un reloj esqueleto, Roger Dubuis recurre a un índice opaco perimetral para visualizar las indicaciones de horas y minutos.
El mecanismo de este Double Tourbillon es el calibre RD01SQ, de carga manual, con una frecuencia de oscilación de 21.600 alternancias por hora y con una reserva de marcha de 48 horas. Sus dos tourbillones volantes acoplados mediante un diferencial doblan, al menos teóricamente, la eficacia cronométrica de esta complicación.
La denominación de “full black” que da Roger Dubuis a este Excalibur, no puede ser más cierta, ya que salvo los volantes de los dos tourbillones y algún rubí visible de su calibre, todo el resto de elementos son negros o gris antracita. Incluso los puentes del mecanismo , con decoración cincelada, están rodiados con tono antracita.
Como ya es norma en la mayoría de novedades relojeras, el Double Flying Tourbillon Skeleton Titanium Black, que cumple con las nuevas especificaciones del Poinçon de Genève, es una edición limitada a 88 piezas. Pero este concepto es propio de Roger Dubuis desde su creación y también aplicado a los modelos hermanos de este Double Tourbillon Skeleton, limitados a 88 unidades en cada una de sus versiones de oro blanco y rosa.

Watch-Test es una página web especializada en análisis y comparativas de relojes mecánicos de pulsera de alta gama y de lujo. Todos los artículos de Watch-Test son originales, independientes y exclusivos, escritos por editores referentes en el sector.

Sobre el Autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 10 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

Dejar una Respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.