Urwerk presenta el UR-210 Royal Hawk, su satélite más diabólico

El Urwerk UR-210 Royal Hawk es la novedad que la firma de Baumgartner y Frei ha presentado en el SIHH 2018. Esta versión del UR-210 adopta una caja de platino recubierta en negro para proteger su mecanismo satelital y lo remata combinándola con el rojo de las indicaciones.

\\ WT REF 47177 Se lee en 5' 22''
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Con unos diseños y mecánicas bastante alejadas de la relojería clásica, las creaciones de Urwerk resultan inconfundibles incluso a varios metros de distancia. La firma creada en 1997 por Felix Baumgartner y Martin Frei tiene la complicación satelital como santo y seña, envolviéndola con una estética tan futurista que sus relojes parecen instrumentos teletransportados a través del espacio-tiempo desde la nave Enterprise de Star Trek. Pueden gustar o no, pero lo que resulta indudable es que los Urwerk no dejan a nadie indiferente. Bajo estas mismas premisas, Urwerk nos ha presentado durante el pasado SIHH el nuevo UR-210 Royal Hawk, una nueva versión de uno de sus modelos más reconocidos junto al UR-105, que tiene como característica su caja de platino recubierta con DLC negro y múltiples detalles en rojo, una combinación visualmente muy contundente que confiere al UR-210 un look aún más agresivo y extremo. El conjunto resultante es realmente fascinante por su poderoso y magnético diseño. Que siempre me hayan seducido las complicaciones retrógradas también ayuda a ello.

Fabricado en platino y titanio con acabado en DLC negro mate, el UR-210 Royal Hawk tiene un peso y medidas extremadamente contundentes, coronándose como el modelo con simetría vertical más voluminoso de la marca: 53,6 mm de alto por 43,8 mm de ancho. Sólo el UR-110 (el único Urwerk con una anchura superior a la altura) lo supera en un 2%, aunque con un grosor de 16 mm, frente a los 17,8 del UR-210.

Urwerk UR-210 Royal Hawk

Coronada por el habitual cristal de zafiro hexagonal, la caja muestra un novedoso relieve concéntrico que parece fruto de la reacción la fuerza de los minutos retrógrados, desarrollando una serie de ondas de choque regulares que irradian desde la esfera. «Hemos añadido una dimensión táctil adicional a un reloj 3D«, explica Martin Frei, co-fundador y diseñador de URWERK. «Las rotaciones de las horas de los satélites se replican en el metal de la caja, como si hubiéramos creado una onda de choque lo suficientemente potente como para desplazar la materia y doblar el platino. Los profundos arcos fruncidos también acentúan el diseño hexagonal de la caja«.

Ya en la esfera, los tres satélites cúbicos de aluminio están unidos al carrusel central de titanio, y albergan cada uno de ellos cuatro horas que se van mostrando sucesivamente gracias a su rotación. Tan destacada como ellos es la sobredimensionada aguja tridimensional de minutos retrógrados. Su función consiste en albergar el satélite horario e indicar la hora mientras recorre el arco de 120º de la escala de minutos mediante un movimiento fluido e ininterrumpido. Pero la verdadera naturaleza de esta pieza se desvela al final del minuto 59. En ese momento, un “clic” muy marcado señala el regreso de la aguja minutera al punto de partida, mientras el satélite horario sigue su rotación. En menos de una décima de segundo, la aguja vuela de regreso para acoplarse con el siguiente satélite horario.

Urwerk UR-210 Royal Hawk

Este sistema retrógrado ultra-rápido se basa en tres elementos clave:
  • Una aguja minutera que forma un marco para transportar los satélites horarios. Fabricada en aluminio pulido, la estructura tiene un peso total de tan solo 0,302g e incluye un contrapeso de latón. Esta jaula tridimensional ofrece rigidez al tiempo que transfiere energía del muelle cilíndrico “flyback” en la parte superior central del carrusel al engranaje de doble estrella situado por debajo.
  • Un eje central montado sobre rubíes que aporta una excelente estabilidad a la complicación satelital/retrógrada, con un muelle cilíndrico vertical a su alrededor que genera la tensión óptima necesaria para el retorno de la aguja retrógrada.
  • Una doble leva coaxial en forma de estrella regula el mecanismo retrógrado mediante su engranaje. Su rotación define la trayectoria de la aguja minutera. Cuando ésta alcanza el minuto 60, la doble estrella suelta uno de los tres muelles en forma de palo de hockey situados bajo el mecanismo, que a su vez libera la aguja minutera para que vuele al siguiente satélite horario en la posición del minuto 0.
Continua leyendo este artículo. Páginas: 1 2
\\ WT REF 47177
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp
, el autor

Ingeniero geólogo, Master en Geología Marina y Master en Restauración Medioambiental, Co-fundador y editor en Watch-test. Opinión, pasión y rigor, son los pilares fundamentales que sustentan la redacción de mis artículos. La clave, disfrutar de una profesión que coincide con mi afición.

Dejar una Respuesta