Vacheron Constantin evoluciona el Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar

\\ WT REF 37499 Se lee en 4' 5''
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

A primera vista, este Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar puede parecer el mismo reloj que ya existía en el catálogo de Vacheron Constantin; idéntico diseño de caja, mismo metal (platino), mismo color de esfera (pizarra), mismo tamaño y grosor. Si observamos más detenidamente su esfera apreciaremos pequeños cambios que en un reloj de este nivel pueden resultar trascendentes. Si leemos los datos técnicos de su calibre encontraremos una sola cifra que difiere, pero que también resulta trascendental por todo lo que implica.

Estamos ante un reloj que conjunta las complicaciones de cronógrafo y calendario perpetuo en un movimiento de carga manual. Dicho de un modo menos descriptivo; el reloj de ensueño de todo aficionado a la Alta Relojería, que se eleva a la categoría de icono si está manufacturado por una firma legendaria como es Vacheron Constantin. Todo esto es trascendental para comprender la importancia de los sutiles cambios que he mencionado anteriormente, que en un reloj de otro nivel resultarían tan secundarios que probablemente no merecerían ningún artículo sobre él.

Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar: la nueva esfera

Empecemos por la esfera, que es el rostro del reloj y que por tanto es lo primero que percibimos cuando lo observamos. De esta percepción dependerá en un altísimo porcentaje que el reloj nos transmita un enamoramiento profundo o que no le dediquemos más que un par de segundos de nuestra atención. Muchas veces esta primera impresión global del conjunto de la esfera, depende de pequeños detalles en los elementos que la componen, que no percibimos inicialmente pero que determinan que nos resulte atractivo o no.

Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar - faceLos elementos que componen la esfera, su diseño y su distribución son idénticos entre el modelo anterior, de referencia 47292, y este nuevo Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar, de referencia 5000T: pequeño segundero a las 9, contador de 30 minutos a las 3, fechador por aguja y fase lunar a las 6 y ventanas del mes y de la semana a la altura de las 12 horas.

La pequeña y a la vez gran diferencia es que el nuevo modelo incorpora una escala taquimétrica en la ubicación habitual de un cronógrafo que es el perímetro de la esfera. De por sí, ello añade una nueva función al cronógrafo, pero además implica unos cambios estéticos que resultan trascendentales desde el punto de vista estético. La adición de la escala taquimétrica obliga a que los índices horarios, que antes partían del índice perimetral hacia el borde exterior de la esfera, ahora lo hagan hacia el interior. Esta aparente nimiedad produce que el equilibrio estético general de la esfera mejore exponencialmente. Antes, la esfera del Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar transmitía una sensación de condensación de elementos en el centro y de vacío en su perímetro. Ahora, el equilibrio es perfecto. Este efecto adquiere aun más importancia si atendemos al imponente tamaño de la caja (43,5 milímetros) y en consecuencia de su esfera, lo que produce que cualquier desequilibrio sea más evidente y notorio.

Por tanto, siempre en mi subjetiva opinión tratándose de un tema puramente estético, la mejora de la nueva referencia 500T con respecto a la anterior 47292 es enorme.

Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar: el nuevo movimiento

El calibre en el que se basa este nuevo 1142 QP es probablemente el más legendario de todos los calibres de cronógrafo de carga manual: el Lemania 27-70, que además de equipar el famoso Omega Speedmaster que utilizaron los componentes del Apollo XIII en el primer alunizaje humano, ha sido utilizado como base durante décadas por Patek Philippe para sus relojes cronógrafo. Obviamente, el nivel de acabados y sofisticación del Lemania que han utilizado Vacheron y Patek es muy superior al del Speedmaster, algo lógico y acorde con la diferencia de precios entre estos relojes.

Nuevamente, si observamos este nuevo calibre 1142 QP no apreciaremos diferencia alguna con el anterior 1141 QP. Pero en este caso no se trata tan solo de una impresión inicial, porque por mucho que intentemos encontrar alguna diferencia visual comparando con detenimiento imágenes de ambos calibres seguiremos sin encontrar la más mínima diferencia, por lo menos yo no he sido capaz de ello sin haber tenido la oportunidad de tener en mi mano ambos movimientos al natural.

Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar - calibre 1142 QP

Si leemos las características técnicas de ambos calibres observaremos una sola diferencia; que la frecuencia de oscilación se incrementa de las 18.000 alternancias por hora del anterior calibre 1141 QP a las 21.600 del nuevo 1142 QP. Al apreciar este cambio, ya que son dos datos directamente relacionados, inmediatamente mi atención se dirige a la reserva de marcha y… sorpresa! sigue siendo de 48 horas. Vacheron no proporciona detalles sobre como lo consigue, pero lo lógico, en un mismo calibre, es que incrementar la frecuencia de oscilación implica una disminución proporcional de la reserva de marcha. Tratándose de arquitecturas mecánicas idénticas, la única explicación de ello es que Vacheron ha optimizado los acabados de todos los engranajes con el fin de disminuir la fricción, o que la longitud del muelle motor es mayor, aunque también puede ser que el material empleado en dicho muelle sea más eficiente. Sea cual se ala explicación, Vacheron ha conseguido incrementar la exactitud sin perder autonomía y sin alterar la excelsa estética de este monumental calibre.

En resumen, con extrema sutileza, Vacheron Constantin ha conseguido mejorar la estética y la mecánica de un reloj legendario en su catálogo, como es el Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar, sin disminuir un ápice las cualidades que le han otorgado su carácter de icónico. No se puede pedir nada más. Bueno sí, tener la capacidad económica de adquirirlo, lo cual está solo al alcance de unos pocos privilegiados… pero de esto no tiene ninguna culpa Vacheron.

\\ WT REF 37499
  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp
, el autor

50 años de pasión heredada por la relojería. 15 años transmitiendo mi pasión por internet. Primero fue MundoPanerai, luego Cronomundi, ahora Watch-Test. Unos proyectos que nacieron bajo una idea muy clara que se mantiene en el tiempo: el lector busca opinión de calidad. Y con toda la subjetividad que conlleva, opinión y crítica razonada es lo que pienso seguir ofreciendo.

Dejar una Respuesta